Recomendaciones para tener un acuario en casa

Daniela Castro · 26 octubre, 2018
Tener un acuario en casa te permite disfrutar un espacio natural y armonioso. Sin embargo, debes saber previamente cuáles son sus cuidados para que elijas la mejor opción.

Tomar la decisión de tener un acuario en casa puede representar, inicialmente, un desafío. Si bien es una gran alternativa para contemplar y disfrutar de un pequeño espacio natural en el hogar, se deben tener en cuenta algunas consideraciones para su mantenimiento.

Y es que no solo se trata del lugar en que estará ubicado; también es esencial conocer con antelación cómo funcionan, qué cuidados requieren y cómo se les brinda a los peces un entorno apropiado para vivir. ¿Estás pensando en adquirir uno? Sigue estas recomendaciones.

Consejos que debes seguir para tener un acuario en casa

Desde hace muchos años existe la posibilidad de reproducir ecosistemas acuáticos dentro del hogar. De hecho, con los avances tecnológicos de las últimas décadas, se pasó de tener pequeñas peceras a vistosos acuarios.

Acuario en casa.

Sin embargo, no solo se trata de un complemento de decoración para distintos espacios de la casa. Dado que el trato de los peces es delicado, se requiere tanta atención como cuando se tienen otros tipos de mascotas. A continuación lo que debes tener en cuenta:

Elección de los peces

En primer lugar, se debe evaluar qué tipos de peces se quieren en el acuario. Por eso, hay que tener claro si se prefieren de agua fría o caliente. La diferencia entre estas variedades de peces es que los de agua fría son más resistentes, tienen movimientos lentos y suelen ser pacíficos.

Los de agua caliente, por su parte, deben permanecer en un entorno entre 23ºC y 25ºC. Son los preferidos porque tienen colores vistosos; sin embargo, son más territoriales y pueden detonar luchas por su espacio.

Espacio disponible

¿Ya tienes clara la ubicación del acuario? Este punto es muy importante, ya que del espacio disponible depende el tamaño de la pecera. En lo posible, se deben tomar medidas para elegir la opción más adecuada; además, en función de esto también se hará la elección de peces y su cantidad.

Suelo y plantas

El suelo y las plantas son un buen complemento para tener un acuario en casa más atractivo. Casi siempre el suelo se hace con grava, es decir, piedras pequeñas de colores. No obstante, algunos le añaden musgos y materiales orgánicos.

Las plantas se convierten en el refugio para los peces. Si bien se pueden utilizar las de tipo artificial, es aconsejable utilizar naturales para darles beneficios extra a los peces.

Plantas de acuario.

Agua

Existen varias alternativas para acondicionar el agua antes de usarla para rellenar el acuario. Primero, se podría hervir y dejar reposar. Otra opción es dejarla por un día al sol. Por último, podría recogerse agua de lluvia.

Si los peces son de agua caliente, habrá que adquirir un calentador y termómetro para controlar la temperatura del agua. De lo contrario, existe el riesgo de que el entorno cambie para mal, causando la muerte de las especies.

Alimentación de los peces

Es fundamental tener presente que los peces no se pueden alimentar “con cualquier cosa”. Un alimento inapropiado puede acortar su vida. Por eso, lo ideal es darles un concentrado especial que está elaborado con harina de pescado, huevo, vegetales y vitaminas.

Asimismo, se deben alimentar solamente dos veces al día, siguiendo la regla de los cinco minutos. Esto quiere decir que se les proporcionará comida solo en ese lapso. Darles en exceso también les resulta dañino.

Mantenimiento

A la hora de tener un acuario en casa se debe considerar el tiempo para su mantenimiento. No se debe pasar por alto que requiere una limpieza regular para mantenerse en óptimas condiciones. Los cambios de agua y cuidados van a depender del número de peces y de la cantidad de comida que se les proporciona.

Mantenimiento del acuario.

  • Lo más aconsejable es que se limpie dos veces al mes (cada dos semanas, por ejemplo). El cambio de agua puede hacerse con un proceso sencillo. De hecho, se puede sacar solo el agua del fondo, empleando una manguera y un tubo por gravedad.
  • La costumbre de sacar los peces para hacer la limpieza es cosa del pasado. De hecho, hay artefactos que permiten retirar los residuos sin alterar el entorno en el que están.

Luz artificial

Para finalizar, hay que tener en cuenta la importancia de la luz en el acuario. Casi siempre se emplean luces artificiales especiales, ya que la luz directa del sol puede propiciar la aparición de algas. Estas luces se encienden entre 8 y 10 horas al día.

¿Quieres armar tu propio acuario en casa? ¡No dudes en seguir estos simples consejos!