Cómo decorar con estilo Art Nouveau

Como su propio nombre indica, el estilo Art Nouveau fue algo innovador en su época, juvenil y moderno; rompiendo con los estilos anteriores y dando un fresco cambio de aires.

Para decorar con estilo Art Nouveau, es importante en primer lugar, conocer las bases y objetivos de esta corriente artística.

En primer lugar debemos contextualizarlo: este movimiento fue desarrollado entre los años finales del siglo XIX y los iniciales del XX. Fueron básicas las innovaciones surgidas como consecuencia de la Revolución Industrial. Se buscaba romper con las tradiciones anteriores, con lo convencional, para así crear un nuevo arte.

Recibió varios nombres, como Jugendstil (Alemania y países nórdicos), Sezession (Austria), Modern Style (países anglosajones), Nieuwe Kunst ( Países Bajos) y Liberty o Floreale (Italia). Todos ellos, incluido Art Nouveau (Francia y Bélgica), se engloban en el término Modernismo.

Al igual que en el movimiento Arts and Crafts (surgido gracias a la empresa Morris and Co), se daba especial importancia a la artesanía.

Por último, no debemos olvidar que este estilo se desarrolló en ámbitos variados, como arquitectura, ilustración de libros y revistas, joyas, mobiliario, azulejos, cerámica, cristales…

Algunas ciudades europeas presentan gran concentración de edificios realizados con las pautas de este estilo, como Bruselas y Amberes. En este tipo de ciudades existe la opción de realizar rutas organizadas expresamente para conocer algunas de las manifestaciones principales de este estilo. Por tanto, son perfectas para inspirarse y coger ideas.

¿Qué rasgos debes tener en cuenta para poder decorar con estilo Art Nouveau?

A continuación te dejamos algunas de las características generales de esta corriente artística.

  • Búsqueda de belleza: incluso en los objetos más cotidianos y sencillos, que además, debían estar hechos a mano. Debían ser útiles pero, a la vez, presentar un aspecto cuidado y correcto. Si te interesa el arte, esta es una manera de aplicarlo en el ámbito decorativo.
  • Inspiración en la naturaleza: uso recurrente de motivos florales y vegetales y animales como dragones, mariposas, libélulas, pavos reales… Como verás en el siguiente apartado, esto se puede aplicar a todo tipo de muebles y objetos. Además, siempre puedes colocar plantas variadas para acentuar ese gusto por la  naturaleza.
  • Líneas: en general son asimétricas o curvas, imitando con estas últimas plantas como enredaderas. También pueden ser curvos los marcos de puertas y ventanas, aunque estén realizados en madera.
  • Exotismo y erotismo: algunos motivos eran fantásticos o inventados, pero en otras ocasiones vemos influencias de otras culturas, principalmente de la japonesa. Además, con algunos de los motivos se rozaba la sensualidad.
  • Figuras femeninas: en ellas también se ve estrechamente  una relación con ideas de erotismo y sensualidad. Son figuras muy delicadas, con rostros pálidos, hermosas, en general con curvas y con cabellos ondulados.

En este sentido destaca Alphonse Mucha, uno de los pintores por excelencia dentro de este movimiento. Realizó pinturas, carteles, pósteres, diseños para alfombras… en los que en muchas ocasiones representaba este tipo de mujeres. Aparecen vestidas con amplias túnicas, muchas veces las rodeaba con flores. Son una buena opción para decorar tus paredes, por ejemplo como lámina enmarcada o póster. Otra opción consiste en cajas personalizadas con esas imágenes.

Caja para chocolates con un diseño de Alphonse Mucha

Cajas personalizadas / laimprentacg.com

  • Colores: algo apagados, sobre todo colores marrones, mostaza o verdes, aunque también destaca el uso del blanco, azul eléctrico o dorado.
  • Vidrios coloreados: muy característicos, permitían una mayor cantidad de luz en las habitaciones, ya que sustituían los muros opacos. Es la solución  perfecta si te gustan los espacios claros y luminosos.
  • Materiales: principalmente vidrio, madera, acero e hierro. No podemos olvidar que el acero y el cristal habían sido novedades surgidas tras la Revolución Industrial.

Decorar con estilo Art Nouveau las habitaciones principales de la casa

A continuación te dejamos algunos recursos para tenerlos en cuenta a la hora de decorar o redecorar tu casa. Con ellos conseguirás realmente un toque Art Nouveau.

  • Cabecero: escógelo con un diseño similar al de una enredadera, con algunas curvas y pequeñas hojas o flores. Del mismo modo puedes añadir un piecero. Los podemos encontrar con distintos grados de decoración.
  • Baldosas: son muy vistosas y originales las que presentan motivos en forma de flor u hojas.
  • Muebles: con líneas curvas muy marcadas. En el caso de las sillas, destaca un diseño consistente en un asiento y respaldo con forma de hoja o flor. Además, estos muebles no tienen por qué ser simétricos. Las patas deben ser curvas y finas. Además, pueden estar tapizados con la gama de colores que ya hemos explicado.
Tocador de madera con motivos vegetales, propio del estilo Art Nouveau

Tocador estilo Art Nouveau / pinterest.es

  • Paredes: es muy recurrente el uso de papeles pintados, de nuevo con diseños de flores, hojas, libélulas o plumas de pavo real.
  • Puertas y ventanas: en muchos casos pueden presentar curvas, llegando a adoptar la forma de un arco. En ambos casos es posible añadir vidrios de colores, llegando a ocupar prácticamente toda la superficie disponible. Las vemos decoradas con flores de colores, árboles, figuras humanas femeninas con largas túnicas, pajarillos…
  • Accesorios: como jarrones, cuencos o floreros de porcelana o vidrio coloreado. Otra opción son las lamparillas de pie o de mesa, que pueden contar con alguna pequeña figura femenina en la base. También puedes enmarcar láminas de pintores de esa corriente, como Alphonse Mucha, del que ya hemos hablado, o el vienés Gustav Klimt.Decoración con una lámina con El Beso, de Gustav Klimt

Lámina Art Nouveau / aliexpress.com

  • Barandillas: en el caso de tener una vivienda de dos o más pisos, son muy originales aquellas formadas por líneas sucesivas curvas, a modo de enredaderas. Este tipo de trabajo, bastante fino y delicado, puede recordarnos a las rejas de jardines o balcones.
  • Espejo: no es necesario que sean totalmente simétricos. Podemos elegirlos con marcos con motivos vegetales o con figuras que, como hemos visto, generalmente son femeninas.
Espejo con acabado dorado con marco vegetal y figura femenina

Espejo Art Nouveau / pinterest.es

Conclusión

Estos son solo algunas ideas para lograr decorar con estilo Art Nouveau. Además, si te gusta el Art Deco, posterior en el tiempo, encontrarás bastantes similitudes entre ambos. Por tanto, es posible realizar una simbiosis entre los dos estilos a la hora de decorar tu casa.

 

Categorías: Casas Etiquetas:
Te puede gustar