Dale un toque natural a tu casa con el verde musgo

29 junio, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Francisco Jiménez
Un color alternativo que se sale de la norma es el verde musgo. Con él conseguirás naturalidad, rotundidad y sutileza.

Cuando tenemos que decidir un color para nuestro hogar, solemos recurrir a las paletas más comunes. Sin embargo, existen otras posibilidades realmente interesantes y que no se utilizan tanto. Por eso, cambia y dale un toque natural a tu casa con el verde musgo.

Quizá te estés preguntando ahora mismo cómo es esa tonalidad, ya que, probablemente, no te la encuentres de forma habitual, ni en viviendas ni en espacios públicos. Es un color que, en el fondo, puede salirse de la norma y convertirse en un recurso diferenciador.

No es preciso ubicarlo en habitaciones concretas; más bien puede tener oportunidades en todo tipo de espacios. Solamente hay que saber trabajar la decoración de su alrededor. Por norma general, nos estamos encontrando con una tonalidad muy singular.

El significado del verde musgo

Salones en verde y rosa.

¿Qué sensaciones y significados podemos extraer de esta tonalidad? A diferencia de otros verdes, esta tipología ofrece una estética diferente y particular. Por norma general, suele gustar, aunque son muy pocas las personas que se animan a utilizarlo en la decoración del hogar.

El verde es sinónimo de esperanza y tranquilidad, pero, sobre todo, de naturalidad. En este caso, el verde musgo es un color atractivo para nuestros ojos por ofrecer, además de esas características, los siguientes significados:

  • Sensación de desasosiego, proporcionando un sentido más contundente, serio y alternativo.
  • Rotundidad y personalidad, siendo un claro reflejo de la manera de ser el inquilino.
  • Es el verde que más se aproxima a los colores de la naturaleza. Ofrece, además, cierta frescura y versatilidad.
  • Nuestros ojos se complacen al verlo.
  • Se convierte en un medio diferente para conseguir una solución alternativa a la decoración, haciendo que nuestra casa se convierta en un espacio donde respirar un ambiente limpio y depurado.

¿En qué estilos podemos encajar el verde musgo?

Pared en verde musgo.

Si tuviésemos que aplicar esta tonalidad en un estilo, ¿cuál sería el idóneo? La utilización de los colores no puede hacerse de forma aleatoria. Es importante recordar que todo tiene un sentido. Por eso, complementar los colores y la decoración es fundamental.

En el estilo mediterráneo es donde mejor encaja. Hay que recordar que el verde musgo posee una estética que puede encontrarse perfectamente en los bosques de España y la costa mediterránea. Esa sensación de color apagado es muy propia de la naturaleza peninsular.

No debemos olvidar que dentro del estilo rústico tiene sentido su uso, pero también en otros, como el minimalista y el contemporáneo. No obstante, es menos común encontrarlo en estos, ya que normalmente tiene presencia en aquellos que poseen cualidades propias del campo.

El color de la naturaleza dentro de tu casa.

Su aplicación en el hogar

Detalles decorativos en verde musgo.

Dependiendo del espacio donde queramos que esté, pueden generarse unas sensaciones u otras. Lo importante es conseguir un objetivo estético; es decir, emplear el color como soporte para que el resto de la decoración realice su función.

  • La entrada es un lugar muy interesante, ya que es una estancia de paso en la que se hace una primera muestra de lo que es la casa. El color denotará un carácter alternativo, convirtiendo el acceso en algo diferente.
  • En el caso de que esté presente en el salón, hay que saber que la rotundidad que alcance en este lugar será algo completamente distinto a lo que se consigue con otros colores. Su oscuridad y seriedad darán al salón un sentido mucho más personalizado.
  • En los dormitorios no suele ser habitual su uso. De todos modos, ha sido muy utilizado para cojines, alfombras y, en menor medida, paredes. Lo positivo es que pueden emplearse colores claros en los recursos decorativos para conseguir el contraste deseado, como a través de la cama.
  • El cuarto de baño es otro de los espacios en los que este verde puede tener presencia. La sensación de naturalidad quedará presente. En contraste con los blancos de los sanitarios, se consigue la sensación de higiene.

Combinación con otras tonalidades

Dormitorio en verde musgo.

Hay que partir de la idea de que el verde musgo es un color verdaderamente oscuro. Esto facilita el trabajo, ya que podrá complementarse muy bien con otros colores claros.

De todos modos, no tienen que ser únicamente los tonos claros los que dialoguen bien con el verde musgo. Otros oscuros, como los tostados o el violeta, también pueden guardar cierta relación y proporcionar un ambiente primaveral.

Margolius, Marcia: Espacios para vivir, Ceac, 2006.