Tonos ocres y verdes: tranquilidad en tus espacios

Ivana Jerman · 20 octubre, 2018
Si quieres crear ambientes de tranquilidad en tu hogar, te mostramos de qué forma aplicar y combinar los tonos ocres y verdes en tus espacios.

La combinación de los tonos ocres y verdes le proporcionará cierta calidez y tranquilidad a los espacios de tu hogar. Esta combinación de colores son ideales para salones principales e incluso para dormitorios. Será necesario que elijas cuidadosamente las saturaciones de los tonos ocres y verdes. De lo contrario, no harás más que sobrecargar la visual de tus espacios. En este apartado te contaremos de qué forma puedes aplicar estos colores en paredes, mobiliarios y elementos decorativos.

Esta combinación de tonos ocres y verdes le aportará a tu hogar un aspecto agradable, cálido y natural. En donde podrás disfrutar y descansar rodeado de tonos originales y bellos. A continuación te mostramos de qué manera puedes aplicar estos tonos en tu hogar.

Tonos ocres y verdes en tus espacios

Salón verde pistacho.

La combinación de estos colores es tendencia en la actualidad. Puedes combinarlo según tus necesidades y gustos estéticos. Te mostraremos las características y ventajas de cada uno de estos colores por separado y en conjunto.

Color ocre

El color ocre es un color cálido, agradable y fácil de combinar. Le proporciona a los espacios luminosidad y alegría. Este tono característico, al aplicarlo en las paredes contribuirá a reflejar mayor cantidad de luz natural. Además, es más cálido que el color amarillo y no tan oscuro como el marrón. Por este motivo, podrás combinarlo con otros colores fácilmente e incluso con tonos neutros.

Podrás aplicar el color ocre tanto en paredes como en mobiliario y tejidos. Además, este tono será el encargado de iluminar y crear espacios relajantes en tu hogar.

Color verde

El verde es un color un tanto más frío en comparación con el color ocre. Podrás elegir verdes en tono oliva, pistacho, verde suave o verde seco. Será ideal que apliques este color de forma sutil. Ya que sobrecargar y aplicar verde en todo el espacio, podrá entorpecer la visual de tu hogar. Por este motivo te mostraremos a continuación de qué forma puedes combinar ambos colores para crear espacios bonitos y originales.

Combina tonos ocres y verdes en tus espacios

Combinar el ocre con el verde.

Al momento de querer combinar ambos colores en la decoración de tu hogar deberás tener en cuenta los siguientes factores:

  • Si posees grandes ventanales y buena iluminación artificial.
  • El deseo de “ampliar” el espacio al aplicar determinado color.
  • Tus posibilidades de retapizar tus muebles o adquirir nuevos.

Existen infinitas posibilidades y formas de combinar los tonos ocres y verdes. Será fundamental que puedas crear en tus espacios cierto equilibrio al momento de aplicar estos tonos. Te mostramos de qué forma puedes hacerlo a continuación.

Pinta tus paredes

Una alternativa es pintar todas tus paredes en color ocre y luego jugar con la decoración en verde. Pero si lo deseas, puedes pintar una sola pared en color verde y el resto en color ocre. El color ocre, al ser el tono más cálido y claro, te ayudará a “aumentar” visualmente el espacio. De lo contrario, si eliges un tono de verde muy oscuro, no te ayudará. Por este motivo será fundamental elegir tonos claros de ambos colores para equilibrar tus espacios.

Si lo deseas, puedes aplicar un tercer color, preferentemente un color claro. Elige un tono neutro como por ejemplo blanco, tiza, gris o beige. Este tercer color será un intermediario entre ambos colores. Te ayudará a regular aún más la diferencia de los tonos ocres y verdes y completar el espacio. Puedes aplicar este tercer color en pequeños detalles tales como cojines, estructuras de muebles, cortinas y más.

Contrasta con tus muebles

Muebles en ocre y en verde.

El mobiliario, sus tonos y texturas también será fundamental al momento de aplicar estos colores. Si pintas tus paredes en tonos ocres, puedes jugar con el contraste en verde. Aplica sofás en color verde oliva o verde seco, según los colores que hayas elegido. Luego, realiza un tercer contraste incorporando cojines en tus sofás en tonos ocre y tiza. De esta manera, estarás creando una bella composición visual con estos colores. 

Puedes complementar y aplicar cortinas en tonos ocre y macetas con plantas de hojas verdes. Así, complementarás y acentuarás aún más los tonos ocres y verdes elegidos.

Como puedes ver, para aplicar estos colores debes ser precavido y analizar tus espacios previamente. Elige la saturación de colores ocre y verde que mejor se adapte a tus espacios. Pinta y redecora tu hogar con estos colores originales.