Crear un office en la cocina

Sonia Budner · 27 octubre, 2018
Si tienes el espacio suficiente en la cocina de casa, te recomendamos que pongas un pequeño office. ¡Le sacarás mucho partido!

Si siempre soñaste con un lugar acogedor con sentido de intimidad y un ambiente informal en la cocina, deberías encontrar un lugar para un office. Los rincones de desayuno, grandes o pequeños, son una manera perfecta de aprovechar al máximo el espacio adicional en la cocina. Hoy vamos a darte varias ideas para crear un office en la cocina. Puedes crear un perfecto rincón de desayuno con tan solo una pequeña mesa y un par de sillas, o bien incorporar bancos con espacio para almacenamiento y darle una doble función a este rincón tan especial de la casa.

La cocina es un espacio que nos evoca la tradición de las reuniones familiares. Los momentos que pasamos junto a los nuestros, antes o después del ajetreado día. Aunque actualmente, la cocina tiende principalmente a cumplir la función de un espacio práctico, no renuncies a disfrutarla solo desde los fogones. Un bonito office puede hacer de esta estancia una de tus favoritas, donde realmente te apetezca pasar mucho tiempo.

Busca el espacio para crear un office

Office de madera.

Busca un pequeño espacio en tu cocina. El rincón donde te veas sentado desayunando, leyendo o tomando un café y relajándote al final del día. Parece que tengamos  la idea preconcebida de que un office es un sitio de paso, donde comer algo rápidamente y seguir con nuestros quehaceres. Pero no tiene porqué ser así.

Lo ideal son los espacios cerca de alguna ventana o puerta de cristal donde poder disfrutar de las vistas y de la luz natural.  Si no disponemos de una ventana, siempre podemos destacar la pared o la esquina donde queramos situarlo, bien pintándola en un color diferente, colocando un bonito zócalo de DM o colgando algunos cuadros que nos evoquen la naturaleza.

Elige bien el mobiliario

Siempre pensamos que lo más importante de una zona destinada a las comidas es la mesa. Pero es un error. Lo más inteligente es la buena elección de los asientos. No hay nada más triste que una zona de comedor donde a uno no le apetezca hacer sobremesa por lo inhóspito de sus sillas. Si tienes espacio suficiente es preferible que renuncies a una gran mesa donde puedan comer cuatro o cinco personas, y que pongas más énfasis en unas buenas butacas, con brazos si es posible, que le permitan a uno reclinarse y disfrutar de una buena charla tras la cena.

Mobiliario para el office.

Para los espacios dedicados a un office también resultan muy atractivas las composiciones de bancos o bancadas de madera con unos buenos y confortables cojines y alguna butaca que complete el conjunto. Si para ello hay que buscar una mesa algo más pequeña, siempre podemos ayudarnos de algún mueble auxiliar con ruedas que hará el espacio aún más acogedor.

Organiza bien el espacio del office

Un detalle que podemos añadir a nuestro office es una pequeña estantería o mueble de baldas donde organizar los pequeños electrodomésticos y el menaje que se utilizan en el desayuno o al final de las comidas. Coloca ahí la cafetera, una tostadora, las tazas de café, etc. Aliviará el espacio de almacenaje de la cocina y también las encimeras, que normalmente se necesitan como espacio de trabajo y a veces están abarrotadas de pequeños electrodomésticos y utensilios.

Si te decides por las bancadas de madera puedes recurrir a las que cuentan con espacio de almacenaje debajo de los asientos. Parece mentira la cantidad de cosas que caben en estos huecos. Si pensabas que crear un office o rincón para comer en tu cocina podría ocupar un espacio que necesitas para almacenaje, te darás cuenta de que este pequeño rincón puede cumplir las dos funciones perfectamente.

Y decóralo con gusto

Decorar un office.

Mima este rincón como si fuera un comedor formal. Agrega una bonita iluminación, directa desde el techo y alguna indirecta desde alguna lámpara auxiliar. Ponle todo tu gusto a la tapicería de las butacas o de los asientos de tus maravillosos bancos de madera. Añade cojines coordinados y plantas. Los detalles de ratán en este tipo de espacios resultan espectaculares.

Delimita la zona con una bonita alfombra y luce tus mejores galas con unos manteles a juego. Elige las piezas de vajilla pensando en cuánto vas a disfrutar usándolas a diario. En el mercado hoy en día disponemos de multitud de piezas de menaje prácticas y que no renuncian al diseño.