Estampados DIY para tus cojines

Maite Córdova · 8 noviembre, 2018
Hay varias formas muy sencillas de decorar tus cojines con pintura. Te las explicamos con detalle a continuación. 

A la hora de decorar tus cojines unicolor con estampados, lo primero que debes hacer es lavar las fundas. Y una vez las tengas bien secas, comprueba que no tengan arrugas. Si es necesario, pásales una plancha rápidamente, para luego poder trabajar con comodidad y obtener un buen resultado.

Ten en cuenta el color del cojín a la hora de elegir el color de la pintura, para poder conseguir un resultado bonito y sofisticado. En este sentido, recuerda que los cojines en tonos pasteles están en tendencia.

Si bien las decoraciones en metálicos aportan brillo y elegancia, también puedes recurrir al blanco y al negro para cuidar la combinación de colores. A continuación, te presentamos algunas técnicas muy sencillas, con las que podrás darle un toque especial a tus cojines.

Estampados triangulares

Triángulos amarillos.
Triángulos amarillos / amazon.es

Materiales

  • Lápiz
  • Regla
  • Pincel
  • Tijeras
  • Cartulina
  • Pinzas de ropa
  • Spray para tela color dorado
  • Funda de cojín unicolor

Pasos

  • En primer lugar, debes crear tu propia plantilla: así que dibuja un triángulo en la cartulina. A continuación, recórtalo por la parte interna, a fin de dejar un espacio dentro de la cartulina con dicha figura.
  • Coloca la plantilla sobre el cojín. Procura que la base del triángulo esté 10 milímetros por encima de la costura del cojín.
  • Sujeta la plantillas con un par de pinzas de ropa y procede a rociar la pintura con el spray.
  • Finalmente, deja secar antes de volver a colocarle el relleno a cojín.

Estampados para cojines blancos

Materiales

  • Lápiz
  • Regla
  • Rotulador color negro, punta fina
  • Funda de cojín blanco

Pasos

  • Mide el cojín con la regla.
  • A continuación, establece los puntos donde trazarás las líneas horizontales que dividirán el cojín en tres secciones iguales.
  • Con ayuda de la regla, traza las líneas. No hace falta que queden muy marcadas por el lápiz, ya que luego se repasarán con el marcador para darles mayor definición.
  • Dibuja a lápiz los ornamentos que desees en la sección superior y repítelos en la inferior. En la parte central, varía el patrón para conseguir un aspecto más interesante.
  • Repasa los ornamentos con el rotulador y ¡Listo!
  • En otro cojín, se puede mantener el mismo patrón en las tres secciones y en otro, se pueden hacer las divisiones en diagonal o vertical, para que así, los cojines no luzcan completamente iguales.

Estampados botánicos

Hojas para cojín.
Hojas para cojín / pinterest.es

Materiales

  • Funda para cojín.
  • Una mota de algodón.
  • Pintura para tela (del color que desees).
  • Hojas secas (o plantillas con forma de hojas).

Pasos

  • Estira la funda para el cojín.
  • Impregna la mota de algodón con pintura y procede a presionarla sobre la hoja.
  • Una vez tengas la hoja completamente pintada por un lado, tómala con cuidado, voltéala y estámpala sobre el cojín.
  • No retires la hoja de inmediato. Deja pasar unos segundos para que la pintura impregne bien la tela. 
  • Finalmente, retira la hoja, poco a poco, y deja secar la pintura.
  • Puedes realizar este procedimiento con una hoja de gran tamaño, para abarcar todo el cojín, o bien, con varias hojas pequeñas.

Estampados abstractos

Materiales

  • 2 pinceles de diferente grosor.
  • Pinturas para tela. Preferiblemente, de dos colores complementarios, ejemplo: azul turquesa y azul claro.
  • Funda para cojín.

Pasos

  • Esta viene a ser una de las formas mas sencillas de añadirle estampados a los cojines. Tan solo es necesario sumergir el primer pincel en la pintura turquesa, sin escurrir demasiado el exceso.
  • Luego, con la mano, llevamos la brocha del pincel hacia atrás y dejamos caer las chispas de color sobre la funda. Repetimos el procedimiento tantas veces como queramos, siempre desde el mismo punto para que las chispas tengan una misma dirección.
  • Finalmente, tomamos el otro pincel, lo sumergimos en la pintura azul claro y dejamos caer algunas chispas sobre el cojín. Con un par de veces será suficiente, ya que la idea es dar un toque y no ocultar el color de fondo.

Algunas consideraciones

Cojín de degradado dorado.

Sobre un cojín negro, se puede trabajar con un rotulador para tela de color blanco o metálico. Y en cuanto al patrón de diseño, es importante optar por lo sencillo. Si los dibujos geométricos nos resultan difíciles, siempre podemos recurrir a las plantillas o bien, podemos recurrir a diseños que tengan una elaboración más simple.

Debes tener siempre en cuenta las indicaciones de la pintura, ya que en algunos casos puede ser necesario planchar la prenda, una vez se seque, para su fijación total. Por otra parte, no olvides que al lavar, hay que colocar el agua a cierta temperatura (por lo general, no superior a los 30 grados) para que la pintura no se caiga.

Antes de realizar los estampados sobre tus cojines, realiza una prueba sobre una cartulina u hoja de papel. De esta manera, podrás comprobar si has llevado a cabo la técnica de la forma correcta y, si hace falta, realizar las correcciones necesarias. Evita, en la medida de lo posible, trabajar directamente sobre el cojín a la primera.