5 consejos para elegir casa en pareja

19 marzo, 2018
Nos invaden muchas dudas cuando tenemos que elegir nuestra casa en pareja: ¿compramos o alquilamos?, ¿céntrico o rural?, ¿varias habitaciones o solamente una? Te ayudamos a resolver todas estas preguntas.

Seguramente decidir cual es la casa de tus sueños sea una de las elecciones más complicadas que tomarás en tu vida. Y más, si la tomas en pareja. Las discusiones, enfados y los diferentes puntos de vista, te hará estar con mil quebraderos de cabeza. Y en esa situación, son difíciles de gestionar.

Si quieres que te contemos algunos tips no te puedes perder este post.

1. ¿Alquilar o comprar?

Lo primero que tienes que valorar es si la intención de vuestra pareja es la misma.

Si queréis alquilar, la decisión dependerá del tiempo que queráis vivir ahí. Pensar si vuestra estancia va a ser más corta o más larga ya que las condiciones serán muy diferentes.

Si optáis por comprardebéis plantearos si os veis viviendo ahí toda vuestra vida, o una larga temporada de tiempo. Si no es así, volved a valorar otra opción.

Saber la antigüedad es un factor muy importante. Si tiene algunos años seguramente podréis encontrar alguna buena oferta ya que será más barata que una de obra nueva. pero los arreglos que se requieren representarán una fortuna.

Es importante saber que si la vivienda se construyó antes de 1985 deberán mostrar documentos que verifiquen si se reforzó la estructura ya que a partir de ese año se modificó el reglamento de construcción.

Alquilar o comprar una casa en pareja.

2. ¿Tienen una buena ubicación?

Una de las variables más influyentes para escoger la ubicación perfecta es la proximidad con las casa de familiares, amigos y sobre todo, la cercanía con el lugar de trabajo de ambos.

También deberéis valorar si la zona que os guste tiene cerca supermercados, tiendas, farmacias etc. Si queréis vivir más céntricos y ahorraros dinero en transporte aunque la vivienda os cueste más o, si por el contrario, preferís vivir un poco más aislados pero más tranquilos.

Según expertos del sector, saber la ubicación es una de las cosas más importantes. Cada lugar tiene un valor de terreno distinto, y eso se refleja en el precio de la vivienda. Si la zona está en crecimiento, la plusvalía del inmueble puede aumentar más rápido.

La orientación es también un aspecto esencial. Todo dependerá de lo cálido o frío que sea el espacio. Si entra mucho sol en la casa, ésta estará más caliente en invierno y podrá aprovechar mejor la luz natural, ahorrando en energía.

Poned vuestras propuestas en común y tomad la decisión del barrio que más se acerque a vuestros intereses. Esto no tiene por qué derivar en una discusión, siempre y cuando dejemos de lado algunos factores como la cercanía a la casa del mejor “colega” o de la suegra.

Es importante buscar una ubicación que se adapte bien a los dos. No obstante, en caso de no ser posible debéis buscar la ubicación “menos mala” para ambos y ver si alguno puede y quiere renunciar a un sitio u otro por la otra persona.

Elegir la ubicación de tu piso o casa.

3. ¿Con muebles o sin ellos?

Esta decisión dependerá totalmente de el presupuesto que se tenga.

Esta claro que una casa sin muebles te dará más posibilidades que una que ya los tenga incluidos. Sin embargo, el precio aumentará ya que la inversión será mayor.

En cualquier caso, reutilizar muebles de familiares o dar una vuelta a los que ya haya allí es posible. Puedes restaurar los que más viejos estén adaptándolos a tu gusto.

Casa con muebles o sin ellos.

4. ¿Cuantas habitaciones debe tener la casa?

En el momento en que se empieza a mirar casa, debes tener ya claro el número de habitaciones que quieras para filtrar entre unas y otras y desechar las que menos te convenzan.

Esta decisión condicionará el precio y la convivencia con tu pareja. Dependiendo de las necesidades de cada uno se puede optar por más o menos habitaciones. Por ejemplo si alguno de los dos quiere un despacho porque trabaja en casa, o una sala de trastos, un vestidor, una habitación para invitados o quien sabe si para un futuro hijo.

Es esencial aclarar las necesidades y comodidades de ambos antes de que se produzcan malos entendidos.

Elegir el número de habitaciones para tu casa.

5. ¿Quién decide la decoración?

Muchas encuestas sitúan esta decisión en una de las más conflictivas entre las parejas.

Cierto es, que los hombres se fijan más en la colocación de sus objetos destinados al ocio como los dispositivos electrónicos, la televisión, o la consola. Las mujeres, en cambio se toman más en serio el aspecto de la casa. Se fijan más en las paredes, la colocación de los muebles y los accesorios para el hogar.

Si somos capaces de llegar a un equilibrio y establecer un acuerdo para ver de lo que se va a encargar cada uno, evitaremos muchos momentos incómodos.

Decorar tu casa.

 

Conclusión

En este tipo de decisiones no se debes ser egoísta. Estáis comenzando una etapa que seguro, os traerá muchas experiencias buenas. Es importante entender que en algún momento deberéis ceder y amoldaros a la otra persona porque ella también lo hará por ti en algún momento.

Te puede gustar