Ahora la felicidad se llama ‘pyt’ y puedes llevarla a tu casa

Mónica Heras Berigüete · 9 agosto, 2019
Una casa 'pyt' es un lugar tranquilo, donde la calidez y el bienestar priman por encima de cualquier cosa. ¿Nos apuntamos a esta nueva tendencia?

El estilo danés es uno de los favoritos si hablamos de decoración. Desde hace unos años, sus entornos cálidos llenos de luz y de texturas acogedoras han sido el blanco de todas las miradas. Si te enamoraste de la filosofía hygge, prepárate para abrirle las puertas de tu hogar al pyt, una tendencia que promete llenarte de paz y de cosas bellas.

¿En qué consiste la filosofía pyt?

Salón cálido.

Hace ya algunos años, Dinamarca fue declarado el país más feliz del mundo, de ahí que todos posáramos los ojos en él buscando las claves de la felicidad. De entre todas las cosas que los escandinavos tienen, está lo que denominaron hygge, un término que habla de lo acogedor, del bienestar, de sentirte cómodo, relajado y libre. 

Así fue como incorporamos a nuestras casas está máxima buscando crear hogares llenos de pequeñas cosas que nos proporcionen bienestar. Hoy en día, ese término se reinventa para ofrecernos una nueva palabra: pyt.

Es un término que habla de la funcionalidad, sin olvidarnos de la parte estética, para crear hogares libres de estrés en los que podamos descargar nuestras preocupaciones del día a día.  

Esta nueva tendencia llegó arrasando, tanto que el término pyt ha sido escogido como la palabra favorita del país por la Asociación de Bibliotecas de Dinamarca.

Esta tendencia busca quitarle importancia a esas situaciones domésticas que en ocasiones nos provocan enfado, tristeza o frustración, como romper un vaso o manchar la alfombra. La felicidad del pyt se encuentra en la imperfección del día a día en la que los pequeños detalles son los que cuentan.

¿Cómo hago para que mi casa sea cálida y acogedora?

Decoración cálida de un salón.Busca todo aquello que te haga sentir tranquilo, a gusto y que tenga tu sello personal. No se trata de obsesionarse con una estética en concreto, sino de crear armonía con todo lo que forma parte de tu casa.

Lo mejor es hacer que primen tus aficiones y que cada rincón hable de ti y de tu familia, por lo que te recomendamos que la decoración sea un momento cien por cien familiar. Con estos consejos podrás decorar tu casa al más puro estilo pyt. ¿Estás preparado?

  1. Una casa abierta. Se trata de tener casas vividas donde quepan las reuniones familiares, las tardes entre amigos y veladas infinitas en las que no falte un buen vino y algo para picar. A veces nos da pereza abrir las puertas de nuestro hogar, perdiéndonos de grandes momentos. Piensa que no tienes por qué correr con todo el trabajo tú. Propón que cada invitado lleve algo de comer, pon un bufé y recoger la casa también será tarea de todos.
  2. Atención en el ambiente. La iluminación es la clave para crear un lugar acogedor, y si lo aderezas con una buena música de fondo, darás en el clavo. No te olvides de poner velas, flores frescas y de cuidar cada uno de los detalles. Pon atención en cómo te hacen sentir cada uno de los elementos que tienes a tu alrededor.
  3. Evita el estrés. Haz de tu casa un lugar sagrado en el que las discusiones no tengan cabida. Si acabas de llegar después de un arduo día de trabajo, lo menos que necesitas es más tensión y más prisas. ¿De verdad te aporta algo sentarte a ver las noticias? Buscamos que las conexiones sociales sean personales y amables, así que te proponemos que prepares la cena en pareja mientras charláis de vuestros planes y disfrutáis de cocinar unos alimentos saludables. 
  4. Sí a las antigüedades. Parece que los daneses tienen un gran respeto por sus antepasados, así que si quieres incorporar la filosofía pyt en tu casa, tendrás que hacerle un hueco a algunas piezas llenas de recuerdos. Desde la vajilla de tu abuela, pasando por algunas fotografías de tus bisabuelos.
  5. La comodidad ante todo. Para que tu casa sea totalmente pyt, la comodidad deberá primar por encima de cualquier cosa. Un domingo acurrucado en la cama con un té y leyendo un libro o viendo una peli es el plan perfecto para que el bienestar inunde tu hogar.

Si quieres que tu casa se llene de las buenas energías que nos propone el pythazla un lugar agradable, confortable y libre de estrés. ¿A que suena irresistible?