Cómo decorar el hall de entrada de un hotel

Francisco · 7 diciembre, 2018
Cuando se llega a un hotel lo primero que entra por nuestros ojos es el hall de entrada, de ahí la importancia de tener bien decorado este espacio para proporcionar bienestar a los clientes.

Si te surge la duda sobre cómo decorar el hall de entrada de un hotel, debes partir de la idea de que este lugar ha de tener los detalles y aspectos más característicos del estilo y estética del lugar.

Cuando se acude a un hotel, la primera impresión y toma de contacto se produce en la entrada, es decir, en lo que se denomina hall. A partir de ahí, el visitante o huésped podrá tener una percepción del espacio donde va a alojarse.

Sin lugar a dudas, conviene tener muy bien cuidada esta parte del edificio, más que nada porque es considerada como la más transitada, más visitada y donde la gente pasa gran parte de su tiempo.

La importancia de decorar el hall de un hotel

Hall hotel.

Normalmente, los hoteles suelen cuidar mucho este recinto. Ya sea grande o pequeño, conviene tener un cuidado especial por el espacio con el fin de que se consiga una buena opinión y aceptación del cliente.

En el fondo, tener un lugar confortable y estéticamente bonito hace que se reciban más visitantes, los cuales no dejan de ser consumidores de un producto de calidad. Además, hoy en día se difunden fotos y opiniones por internet.

La propia estética decorativa, si está bien elaborada, se convertirá en la primera imagen y cara visible hacia la gente. Por eso, conviene que haya un cuidado extraordinario del hall en todos los aspectos.

– Cuidar cada detalle despertará el gusto de los clientes.-

Distribución del mobiliario

Sofá hall.

Para poder llevar a cabo una correcta distribución conviene hacer un estudio previo del espacio, saber qué dimensiones tiene y cuáles son las principales necesidades que requiere.

  • Espacio de entrada amplio y diáfano para que el cliente acceda sin que nada le estorbe de por medio. Se necesita dejarle un poco de tiempo para que se ubique y tome contacto con el lugar.
  • Enfrente y visible se situará el mostrador de atención al cliente, habiendo siempre una persona que pueda ofrecer respuestas y recibir solicitudes.
  • Espacio de descanso y espera, en donde se deben situar sillones (quedan muy bien los de estilo chester) y mesa central. Es muy importante que se sientan cómodos; pero además, que haya el número suficiente de asientos como para albergar a muchas personas.

No hay que recargar el entorno con muchos muebles o elementos de decoración. No debes olvidar que el hall de un hotel es un espacio funcional en el que también debe trabajarse la estética decorativa.

Materiales y color

Colores del hall de un hotel.

Algo sobre lo que hay que incidir es en el color de los materiales que conforman la estructura del hall de un hotel. Las paredes, suelo y techumbre establecen un conjunto que debe ser armonioso y en sintonía con el mobiliario.

  • El mármol de color ocre, marrón, granate o verde oscuro son muy utilizados. No genera demasiada brillantez y transmite un carácter muy elegante.
  • Madera de tono claro u oscuro ofrecen una estética formal pero a la vez distendida y no tan seria; de hecho, puede combinarse con piedra sin ningún problema. Fundamentalmente debe trabajarse en las paredes.
  • Suelo de baldosas, tanto por su resistencia como por la propia elegancia que transmite. La tonalidad que se escoja debe depender del tipo de decoración de alrededor.

Lámparas e iluminación

Iluminación del hall de un hotel.

Evidentemente, la luz es un punto sobre el que se debe incidir, ya que la iluminación también repercute en la decoración, además de transmitir sensaciones y generar una atmósfera.

  • Luz natural: siempre que se pueda que haya lucernarios y ventanas laterales que permitan la entrada de luz de la calle.
  • Luz cálida: conviene para crear un clima de tranquilidad y serenidad; de hecho, se amolda perfectamente al mármol.
  • Luz blanca: quizá no es tan conveniente, ya que es un recurso frío y demasiado activo como para un lugar donde se viene a descansar.

Otros recursos interesantes

A la hora de tener en cuenta otros recursos para la decoración habría que prestar atención a los siguientes elementos:

  • Alfombras: que sean grandes, amplias y suaves. Son un elemento formidable para generar comodidad y glamour.
  • Plantas: por supuesto, el toque verde no puede faltar. Es importante que haya frescura y buen clima, por eso pueden ponerse algunas plantas por el recinto.
  • Buen olor: aunque no se vea, un ambientador que produzca buen olor al hall es algo importante, ya que ayudará a que el cliente vea con buenos ojos el lugar.

Para concluir cabe destacar que en cualquier hotel, además de cuidar las habitaciones, el hall es algo primordial para conseguir el éxito.