¿Cómo proporcionarle más vitalidad al hogar?

26 octubre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Francisco Jiménez
Cambia la estética de tu hogar y llénalo de vida recurriendo a colores y recursos que puedan ofrecen nuevos significados y mayor personalidad.

¿Te gustaría llenar tu casa de energía positiva? No hay nada mejor como entrar en un lugar en el que hay vida. Para ello, es necesario aplicar una decoración que ayude a transmitir sensaciones y personalidad. Por eso, formulamos la siguiente pregunta: ¿cómo proporcionarle más vitalidad al hogar?

Si le solicitas a un interiorista que aplique este concepto decorativo, es posible que lo convierta en un lugar impersonal; es decir, los recursos que se empleen van a estar distanciados de la manera de ser del inquilino. En el fondo, es importante que reflejemos nuestros gustos y pasiones.

En este sentido, puede resultar muy práctico que hagamos balance de las pretensiones propias y busquemos fórmulas que puedan estimular los sentimientos. Eso sí, no debemos olvidar que el objetivo fundamental es que nos sintamos cómodos en nuestro propio hogar.

Proporcionarle más vitalidad al hogar: mobiliario que cumpla con las expectativas

Salón y cocina con colores cálidos.

Sin lugar a dudas, el mobiliario debe proporcionar confort. Resulta crucial que podamos percibir la sensación de comodidad en cualquiera de los muebles que empleemos para la decoración. Desde el sofá hasta las propias sillas deben estar disponibles para su uso.

A su vez, estos recursos deben incluir una estética determinada que se amolde a nuestra personalidad. Si nos agrada un estilo más clásico o más rústico, sus características deben quedar intrínsecas en el conjunto. Por tanto, debemos perseguir la armonía generalizada en los espacios.

La propia decoración debe favorecer el tránsito de las personas. No es necesario recargar de forma exagerada con el fin de que parezca que se utiliza todo, sino más bien lo contrario. Es preferible recurrir a aquello que pueda ser útil y que ornamente.

Los muebles deben tener una función, una utilidad y, además, contribuir en la decoración.

5 ideas que debemos tener en cuenta en torno al color

Salón en rojo decoración bloomsbury.
Salón / revistaad.es

El color será el que determine el tipo de ambiente que tendrá el espacio, la manera que percibimos la decoración y el tipo de sensaciones que percibimos. Se configura como un elemento indispensable. Veamos algunas ideas:

  1. Para llenar de vitalidad el hogar, se nos viene a la mente el uso de colores cálidos. Algunos que favorecen la activación y el entusiasmo son los naranjas, amarillos y rojos. No obstante, estos deben ser contrarrestados y complementados por otros tonos.
  2. En el caso de que se prefiera utilizar colores más fríos, como el azul cielo, generan un clima apacible y alegre. Además, puede corresponderse muy bien con otras tonalidades, como el verde, el blanco o los terrosos.
  3. En el caso de que queramos aportar esperanza en los espacios, el verde es el tono que debemos escoger como soporte fundamental. Nos recuerda a la naturaleza, y se relaciona a la perfección con cualquier otro tono.
  4. Si realmente queremos trabajar la luz natural, debemos evitar los colores oscuros, ya que tienden a proporcionar un sentido solemne. En realidad, sería más factible escoger los blancos y grises claros que ayuden al incremento de la luz en el interior.
  5. Los colores terrosos ayudan a generar también un ambiente cálido y confortable. Son agradables a la vista y dialogan también con el conjunto.

La luz natural no puede faltar

Luz natural para casa.

Cuanta más iluminación natural proporcionemos al interior, mejor resultado obtendremos. Es un principio esencial para proporcionar esa vitalidad ambiental. Por tanto, debemos facilitar el acceso de luz solar y utilizar colores que traten de acentuar la sensación de esplendor.

Para ello, podemos utilizar grandes ventanales. Si la casa se orienta de tal manera que recibe muchas horas de sol, podemos disponer estores que tamicen la luz y favorezcan la iluminación a lo largo de varias horas del día.

Los recursos que nos ofrece la naturaleza son los más interesantes a la hora de decorar el hogar. Por eso, es preferible aprovechar antes la luz natural que la artificial. Por supuesto, esta última debe tener presencia, pero ha de emplearse en menor medida.

Proporcionarle más vitalidad al hogar: las plantas no pueden faltar

Plantas para un dormitorio zen.

El término «vitalidad» nos recuerda directamente a la naturaleza. Emplear plantas para la decoración puede ayudar a que el ambiente se oxigene y que se genere bienestar y frescura. Además, proporcionan un tono verde que complementa perfectamente con los demás colores.

No importa el soporte en el que se encuentre o si son flores de colores, lo más interesante es que la decoración esté inspirada en la naturaleza. Esta es una fórmula elocuente para responder a la pregunta que planteábamos al principio: ¿cómo proporcionarle más vitalidad al hogar?

  • Quan, Diana: El paraíso es tu casa, Barcelona, Penguin Random House, 2017.