Seguridad infantil ante todo. ¿Es tu casa kids friendly?

Mónica Heras Berigüete · 19 noviembre, 2018
La seguridad infantil dentro de tu casa es muy importante. Con estos tips tendrás un lugar apto para los más peques.

Cuando tenemos niños en casa no debemos escatimar en precauciones. Los más pequeños suelen ser verdaderos exploradores y sus ansias de conocer mundo, a veces pueden provocar accidentes domésticos. Por eso, queremos hacerte consciente de la importancia de la seguridad infantil y darte algunos tipos para que tu casa, sea 100% kids friendly.

Como dato, curioso te diremos que el Ministerio de Sanidad y Consumo realizó un estudio en el que informó de que el 41,4% de los accidentes domésticos son causados por caídas, el 22,6% por cortes, el 13% por golpes, el 9,6% por quemaduras y el 4,2% son efecto del agotamiento o de algún esfuerzo físico. Así que pongámonos manos a la obra y hagamos de tu casa un lugar seguro.

La cocina, S.O.S.

Si hay un lugar en el que debemos poner especial atención, ese es la cocina. Hay fuego, electricidad, cosas calientes y hasta productos tóxicos, así que vayamos por partes.

Seguridad en la cocina.

La despensa

Los pequeños exploradores pueden abrir la despensa y comerse una caja entera de galletas. Hasta ahí, bien, pero ¿qué pasaría si en vez de eso cogen las aceitunas con hueso?, ¿o los frutos secos? Por eso conviene que dejes en las zonas altas todos aquellos alimentos que podrían causar atragantamiento.

La zona de fuegos

Ya tengas vitrocerámica, cocina de inducción o gas, esta es la zona más peligrosa de tu cocina. Los niños pueden querer acceder a las ollas mientras están cocinando y volcarse el contenido encima, provocando graves quemaduras. Hay protectores antivuelco que los mantendrán a salvo. También procura poner al fondo ollas y sartenes.

El horno

Si aún estás a tiempo de planificar la distribución de tu cocina, ubica el horno a media altura. De esta forma ellos no podrán abrirlo cuando estén encendido.

Deja los electrodomésticos pequeños que no estés utilizando desenchufados, evitarás que los pongan en funcionamiento y que puedan hacerse daño o sufrir algún calambrazo.

Ojito con la basura

Mantenla alejada de su alcance o en cubos cerrados. Podrían ponerse a investigar y en ella encontrarían latas, vidrio o algún elemento tóxico.

Productos de limpieza

Debemos poner especial atención con esto. Siempre en lugares altos o en su defecto, pon broches de seguridad en los cajones donde los guardes. Lo mismo que con los medicamentos. Los accidentes por intoxicación son más frecuentes de lo que pensamos. Aquí tienes toda la información del Instituto Nacional de Toxicología y Ciencias Forenses.

El baño, otro foco rojo

Otro de los lugares en donde más accidentes suceden es en el baño. Aquí los resbalones están a la orden del día. Tanto en la ducha o bañera, como en el suelo, debes colocar alfombras antideslizantes. Cuida de que no haya nada enchufado como secadores de pelo, planchas, etc., si lo metiera en el agua podría electrocutarse.

Pónselos fácil con algún escalón para que accedan fácilmente al lavabo y evitarles la tentación de escalar por los muebles.

Y por supuesto, jamás los dejes solos mientras se están bañando, no hasta que tengan una edad en la que puedan bañarse solos. Podrían ahogarse.

Seguridad infantil en el resto de la casa

Seguridad en enchufes.

  • Fija las estanterías y muebles grandes a la pared.
  • Se me muy bonitos, pero con niños evita poner grandes espejos o cuadros apoyados en el suelo. Mejor, como decimos arriba, fijados en la pared.
  • No dejes velas encendidas. Para ellos son muy atractivas y podrían cogerlas, quemarse o incluso comenzar un incendio en casa.
  • Si de seguridad infantil hablamos, no debemos olvidar la importancia de cuidar los juguetes que tienen. Por un lado, deben estar a su alcance para evitar que les salga su vena intrépida y se pongan a escalar como Spider Man en busca de su juego favorito. Dependiendo de la edad de tus hijos, cuidado con las piezas pequeñas, podrían ingerirlas y asfixiarse. Por último, elige siempre juguetes homologados con marca CE y revisa que no tenga materiales tóxicos.
  • Protege las esquinas de los muebles con accesorios adecuados para evitar golpes.
  • Cuidado con las cortinas o los manteles demasiado largos. Si tiran de las telas podrían echarse todo encima.
  • Otro punto importante en cuanto a seguridad infantil son las escaleras. No subestimes su capacidad para escabullirse y lanzarse a la aventura. Mejor pon barreras para evitar sustos.
  • Tapa todos los enchufes con accesorios que encontrarás en tiendas de puericultura o departamentales.
  • Las alfombras, mejor con antideslizante debajo para que evitar así las caídas y resbalones.
  • Por último, elije bien los muebles, evita las mesas de cristal y no atiborres tu casa de objetos. Dales libertad para que puedan moverse.