6 ideas para decorar con espejos tus salones

Daniela Castro · 17 octubre, 2018
Los espejos son un elemento que suman amplitud y luminosidad en todos los espacios de la casa. Sin embargo, a la hora de añadirlos en los salones, es bueno tener unas ideas previas de diseño.

Hay muchas alternativas para decorar con espejos los salones de tu casa. Este elemento sigue vigente como uno de los accesorios imprescindibles para cualquier hogar. De hecho, se les atribuye beneficios tanto en lo estético como en lo que se refiere al equilibrio energético.

En la actualidad, sus diseños se adaptan a lugares como las habitaciones, los cuartos de baño, pasillos, entre otros. Sin embargo, en este caso en particular queremos centrarnos en su uso en salones, ya que es un espacio donde se requieren estrategias para su ubicación y estilo. ¿Estás interesada? Descubre 6 interesantes ideas a continuación.

Las mejores ideas para decorar con espejos tus salones

Saber decorar con espejos los salones puede aportar una interesante sensación de profundidad y amplitud. Asimismo, gracias a su capacidad para mejorar la circulación de luz, pueden sumar luminosidad en este espacio. Ahora bien, para poder lograr estos efectos, es determinante saber con antelación unos simples trucos.

1. Elige un lugar privilegiado de salón

Espejo en el salón para agrandar el espacio.

Una de las primeras cosas que se debe tener en cuenta a la hora de decorar con espejos el salón es su ubicación. Para lograr un buen efecto óptimo con este elemento, debes buscar un sitio estratégico donde genere más luz y vida.

En el caso de las casas con chimenea, quedan perfectos en la repisa superior de esta. Otra buena opción es ponerlos en la pared trasera de los muebles, o bien, cerca de la ventana.

2. Opta por espejos por pareja

El uso de espejos por pareja es una tendencia en la decoración de salones. Muchas personas los prefieren porque crean una sensación de orden y armonía cuando se contrastan de manera adecuada con los demás muebles y complementos.

Los dúos de espejos deben tener marcos acordes al estilo que se quiere reflejar. Un estilo contemporáneo podría ir en tonos blancos, plateados o negros. En cambio, estilos clásicos pueden ir en madera. Lo más importante es que el resultado final sea visualmente de tu agrado.

3. Atrévete con una composición de espejos

¿Te gustó la idea de poner dos espejos en el salón? ¿Qué tal si te atreves a hacer una composición? El resultado es una decoración con espejos que divide la imagen reflejada. La puedes hacer con modelos horizontales, verticales, en zigzag o de distintos tamaños.

4. Prueba nuevas formas

Espejos de sol.

Si deseas darle un aspecto renovado a tus salones, entonces salte de lo convencional a la hora de decorar con espejos. Es cierto que la forma rectangular y cuadrada se adapta muy bien a todos los espacios; sin embargo, un diseño ovalado o redondo podría dar un estilo interesante.

Eso sí, fíjate muy bien en los elementos que van a su alrededor. Estas formas son un poco más desafiantes a la hora de hacer combinaciones. Por lo tanto, evita saturar demasiado las áreas cercanas al sitio de ubicación.

5. Elige uno con marco metalizado

Los colores metalizados están de moda en cuanto a decoración de interiores. Si aún no sabes cómo incorporarlos en tu decoración, opta por elegir un espejo con marco metalizado. Estas tonalidades realzan muy bien los espacios pálidos. Los puedes encontrar en: dorado, plateado, azul metalizado, entre otros.

6. Pon un espejo antiguo

Espejo vintage.

 

¿Estás tratando de reflejar un estilo vintage o clásico a la hora de decorar el salón de tu casa? ¡Busca un espejo antiguo! Estos modelos son un recurso de decoración excelente para estos espacios de la casa. No importa si tienen un aspecto desgastado o si son la versión clásica sin marco.

Su estilo particular permite dar un aire romántico al salón. Además, si prefieres que no luzca tan envejecido, puedes usar un método de restauración. Píntalos con el color tradicional de la madera o apuéstale al dorado.

¡Para tener en cuenta!

Como recomendación final es muy importante considerar que los espejos en el salón no deben ir ubicados entre ventanas o junto a la puerta. La clave es buscar una zona neutral, donde llegue luz y haya un equilibrio con el resto de la decoración.