Toca madera, el material que llegó para quedarse

Mónica Heras Berigüete · 23 diciembre, 2018
¿Te gusta la madera? Queremos contarte todo acerca de sus cuidados, sus acabados y sus tendencias.

Si hay un material que nos ha enamorado por los siglos de los siglos, ese es la madera. Ha acompañado al hombre desde sus inicios, dándole forma a sus armas, utensilios, casas, muebles, etc. Y continúa siendo uno de nuestros predilectos gracias a la calidez que aporta, la versatilidad y lo bonita que resulta en cualquiera de sus acabados.

Tipos de madera

Maderas blandas

Este tipo de madera es aquella que se obtiene a partir de árboles de crecimiento rápido y son las que se utilizan con más frecuencia debido a que son resistentes, dúctiles y su precio es económico. Algunos ejemplos de estas maderas son el pino, el cedro o el abeto.

Maderas duras

En este caso, son aquellas que provienen de árboles de crecimiento prolongado, lo cual hace que sean más caras, puesto que hay que esperar más tiempo para poder talarlas. Su uso está destinado para muebles de gran calidad, al igual que para utensilios y objetos decorativos. Entre las favoritas están la caoba, la teca, el roble o el olivo.

Paneles de madera.

Acabado de la madera

Uno de los acabados más comunes es el barnizado, que además de darle un aspecto muy característico, protege a la madera de la humedad y de los rayos ultravioleta. Son ideales los suelos con barniz para zonas húmedas, como los baños o las terrazas y porches.

La madera natural, o raw wood, ha sido una de las tendencias más destacadas de los últimos dos años. La encontramos en accesorios o muebles llenos de personalidad, y básicamente, lo que hacen es respetar sus imperfecciones y otorgar belleza a partir de ellas.

Los tintes, a diferencia de la pintura, permiten que la beta natural de la madera se conserve, dándole ese toque personal.

La madera reflotada es aquella que llega a las playas, desgastada y blanqueada, es un recurso natural que el mar acerca a la costa y puede ser reaprovechado para darle un uso decorativo.

El efecto decapado es ese que hace que los muebles adquieran un aspecto envejecido, por lo que, con la alza de todo lo vintage, es una de las técnicas de moda. Consiste en eliminar la pintura de una superficie de manera que parezca que se ha perdido por el paso del tiempo.

Tablas de madera en pared.

Cómo cuidar la madera

Como parte de los cuidados diarios, está evitar que el polvo y los restos de partículas se adhieran, y para ello nada mejor que un trapo seco o un plumero.

El aceite de oliva o la cera de abeja son perfectos para cuidar las maderas naturales. Puedes darle una capa de alguno de ellos una vez al mes para que se conserven nutridos.

Si tu cocina es de madera, se llenará de grasa a menudo. Existe una solución perfecta para eliminarla sin dañarla: el vinagre blanco. Humedece un trapo seco y limpio y frota la superficie.

Después, enjuaga con agua caliente y seca. Es posible que notes cómo en el proceso se pone pegajoso, es la grasa. Cuando sale toda, queda súper liso y reluciente.

La cantidad de resinas, taninos y aceites que componen cada tipo de madera son los que la hacen duradera. La caoba, la teca o el roble son los más adecuados para el exterior.

Pero debes protegerla de los rayos UV del sol, que hacen que pierda su color. También de la humedad, que favorece la proliferación de hongos. Aquí encontrarás muchos remedios naturales para cuidar la madera.

Barnizar madera.

Tendencias en madera

Los muebles blancos combinados con madera natural se han convertido en uno de los protagonistas de las casas más hygge. Su calidez y sencillez nos recuerdan al estilo nórdico y nos da la posibilidad de jugar con el resto de elementos decorativos, dada su versatilidad.

La madera en bruto es otra de las favoritas de los hogares, y son piezas sin mucho tratamiento. A lo sumo, algo de barniz, y el éxito está en conservar sus formas, colores e imperfecciones.

Las paredes también se han dejado seducir por este material tan cautivador y podemos verlo cubriendo desde el suelo hasta el techo, o solo media pared con molduras. Si lo combinas con color, será la bomba.

Ahora que conoces este material a fondo, los diferentes tipos que existen, la forma que tienes de cuidarlo y las tendencias, estamos seguros de que te dejarás atrapar por su encanto.