Tipologías de marcos para embellecer el hogar

9 abril, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Francisco Jiménez
Conoce todas las tipologías de marcos para embellecer el hogar; tus paredes lucirán como nunca.

Los cuadros son uno de nuestros recursos favoritos a la hora de vestir nuestras paredes. Son elementos muy vistosos y personales, capaces de convertirse en el foco de atención de todas las miradas. Sin embargo, a veces dejamos de lado el marco del cuadro que utilizamos. Por eso, en esta ocasión te mostramos las diferentes tipologías de marcos para embellecer el hogar.

Normalmente, utilizamos los marcos para proteger los cuadros o las fotografías. Sin embargo, podemos utilizar estos como un elemento decorativo más de la casa. Se trata de un recurso muy versátil, puesto que te permite decorar cualquier tipo de estancia: la sala de estar, los dormitorios o los recibidores.

En la actualidad, podemos encontrar una gama muy amplia de cuadros, lo que nos permite escoger el que más se ajuste a nuestra sala o nuestra personalidad. A continuación, te mostramos los principales tipos de marcos que podemos encontrar en las tiendas de decoración.

Haz que tus cuadros y fotos favoritas luzcan gracias al marco perfecto.

Marcos vintage: nostalgia en la pared

Marcos vacíos.
Marcos vacíos / pinterest.es

Si tienes un marco viejo o heredado, recupéralo, porque… ¡lo vintage está de moda! No es la primera vez que lo vemos como una tendencia decorativa.

Los marcos vintage aportan un toque nostálgico único a nuestras habitaciones. Dentro de esta tendencia encontramos toda una variedad de estilos materiales y formas, por lo que es muy difícil no encontrar un marco de este estilo que se adapte a tu personalidad.

  • Marcos metálicos: son unos de nuestros elementos favoritos, ya que el brillo del metal aporta una gran luminosidad a la foto o el cuadro que enmarquemos.
  • Marcos de ganchillo: son un recurso perfecto para los más manitas de la casa. El ganchillo es una de las técnicas artesanales que más dulzura nos transmite.
  • Marcos shabby chic: estos marcos son perfectos para dar un toque hogareño a cualquier estancia. Se caracterizan por tener un toque femenino muy característico. Los podemos encontrar de madera con grabados de flores o espirales. Los tonos que se utilizan son pasteles, como rosa palo o azul celeste, consiguiendo así un carácter muy delicado.

Marcos rústicos: calidez tradicional

Marco hecho con tapones de corcho para espejo

Otro de los estilos que más nos gusta en el mundo de la decoración es el rústico. El amor por lo natural y original nos proporciona ambientes llenos de calidez, donde la naturaleza es la principal protagonista. Este tipo de marcos son perfectos para conseguir un estilo rústico, clásico o raw.

Al igual que con los marcos vintage, nos encontramos con numerosas composiciones y modelos. No obstante, todos ellos tienen algo en común: el uso de elementos naturales; como por ejemplo rafia, cuerda, corcho… aunque el material por excelencia es la madera. Algunos ejemplos de marcos rústicos son:

  • Marcos realizados con palés: es una de las tendencias de DIY más interesantes. Estos marcos, aparte de dar un toque rústico a nuestras estancias, son una de las opciones más económicas, ya que podemos hacerlos nosotros mismos y es un material muy barato.
  • Marcos realizados con cueras de pita: estos marcos siempre los asociamos a un estilo náutico o navy. Sin embargo, son capaces de encajar en cualquier estilo por la delicadeza de sus formas.
  • Marcos realizados de una sola pieza de madera: son ideales para fortalecer la importancia de la naturaleza en la decoración. Estos marcos se caracterizan por dejar a la vista las imperfecciones de la madera, como las vetas o los surcos, lo cual fortalece su carácter artesanal.
  • Marcos con corcho de vino: son unos de los marcos más originales que podemos encontrar en este estilo. Es el regalo perfecto para los amantes del buen vino.

Marcos minimalistas: depuración de las formas

Ideas para decorar con marcos.

El minimalismo se caracteriza por la simplicidad de sus formas. Por este motivo, los marcos minimalistas tienen la virtud de pasar desapercibidos para que el foco de atención sea nuestro cuadro o fotografía.

Pero ¿cómo son estos marcos? A pesar de ser un elemento muy discreto, el marco minimalista tiene la capacidad de aportar un toque elegante y único a nuestras habitaciones. Aunque existen varios modelos, la mayoría de ellos cumplen con las siguientes características:

  • Son monocromáticos: la sencillez del color es una de las insignias de este estilo. Por norma general, los colores que más predominan en este estilo son el negro y el blanco.
  • Líneas rectas y estilizadas: en estos marcos no nos vamos a encontrar con formas sinuosas, como nos ocurre con los marcos vintage, sino que se va a caracterizar por líneas rectas y sencillas.
  • Austeridad decorativa: estos marcos prescinden de cualquier exceso decorativo, hasta el punto de pasar desapercibidos. Algunos marcos están simplemente compuestos por un cristal protector, siendo totalmente invisibles a primera vista.