Zócalos decorativos, ¡no podrás resistirte!

Este artículo ha sido escrito y verificado por la interiorista Goretti Ayubes
¿Has oído hablar de los zócalos decorativos? Pues déjanos decirte que son una buena idea para cambiarle la imagen a las paredes de tu vivienda. ¡Comprobarás que al utilizarlos parecerán otras!
 

Los zócalos decorativos son un recurso muy útil para delimitar zonas en un mismo ambiente, proteger las paredes del roce y ampliar el espacio. Quedarán ideales en el pasillo, en una habitación infantil o en un office.

Presta atención porque te vamos a mostrar un escaparate de diseños y materiales a los que no podrás resistirte. Eso sí, para elegir el que mejor se adapte a tus necesidades, deberás tener en cuenta sus medidas y su material.

Zócalos decorativos con todo detalle

Cómo usar zócalos decorativos
Imagen: pinterest.es

A la hora de decidir qué altura tendrá el zócalo, lo ideal es que siempre sea proporcional a la del techo. De forma que, si un techo estándar suele medir entre 240 y 270 cm, es aconsejable instalar un zócalo que mida entre 90 y 100 cm.

Esta medida también variará según el uso y el efecto que quieras lograr; por ejemplo, en un comedor o un office es recomendable que, para proteger la pared del roce, supere como mínimo la altura del respaldo de las sillas.

Como normal general, si el zócalo mide más o menos un tercio de la altura de la pared, ayudará a elevar visualmente el techo de tu estancia. Si deseas el efecto contrario, llévalo hasta la mitad de dos tercios del paramento.

 

Respecto al remate, este resultará más decorativo si tiene entre 6 y 12 cm de grosor y es del mismo material que el zócalo o a tono con él. Ahora están de moda los remates discretos que incluso lleguen a confundirse con la pared.

Zócalos decorativos: diferentes materiales

De madera y DM

Zócalos decorativos de madera
Imagen: pinterest.es

Si quieres un zócalo resistente y duradero, los de madera y DM cumplen bien este requisito y resultan especialmente indicados para paredes con imperfecciones e irregularidades.

En madera maciza, los más habituales suelen ser de pino ya que resultan económicos y admiten cualquier acabado (pintura, laca o barniz). ¡Verás que decorativos quedan!

Por otro lado, también están los zócalos de DM, muy resistentes y económicos. Elige diseños con cuarterones que aportan un diseño clasico o con lamas, si quieres darle un aire más informal a tu pared.

Ten en cuenta que colocarlos tú mismo es una tarea delicada; por este motivo, es conveniente que contrates a un carpintero para que el resultado sea lo más satisfactorio posible y no haya sorpresas de última hora.

 

Zócalos decorativos de tela

Decoración de paredes con tela
Imagen: pinterest.es

Son una de las opciones más actuales y de mayor uso, gracias a su calidez y a su capacidad para amortiguar el ruido aunque, como desventaja, acumulan más el polvo.

Los de fibras vegetales son una opción muy natural y combinable, ideal para cualquier ambiente. Elige los de rafia ya que este material es muy resistente y admite pintarse o lacarse. También podrás optar por los de arpillera, caña o yute.

Los tejidos con mezcla de algodón, aunque son más delicados de mantener, son una buena elección para dormitorios principales y habitaciones con menos desgaste. Utiliza para ellos los tonos dominantes en la estancia.

Los zócalos de tela tienen la ventaja de que puedes instalarlos tú mismo, grapando la tela a la pared y ocultando las terminaciones con dos listelos. Te recomendamos utilizar la cola para pegar el textil.

De papel pintado

Zócalos de papel pintado
Imagen: pinterest.es

Es uno de los materiales más utilizados. Son muy decorativos y resultan ideales tanto para proteger la pared de una zona de paso como para decorar un cuarto infantil.

 

Elige papel vinílico ya que es fuerte y lavable. Su colocación es sencilla pero muy minuciosa; así que no sería mala idea contratar a un pintor para que lo instale.

Al elegir su diseño y color, los tonos claros y los motivos pequeños te ayudarán a ampliar el espacio; te recomendamos reservar los colores más oscuros para estancias amplias.

Respecto a los diseños, las rayas anchas te ayudarán a dar profundidad mientras que las estrechas contribuirán a ganar sensación de altura en las paredes.

Zócalos decorativos, otras opciones

Cómo proteger las paredes
Imagen: pinterest.es

Una opción clásica y siempre actual son los zócalos de pintura. Son los más fáciles de crear ya que, para ello, basta con pintar de un tono, color o acabado distinto la parte inferior de la pared. Son una opción económica y fácil de mantener.

También queremos hablarte de los zócalos de materiales sintéticos como el duropolímero o el bolon; ambos, altamente resistentes al paso del tiempo.

Ahora, solo dependerá de ti elegir la opción que más te convenga. ¿Qué tal si compartes tu decisión con nosotros?

 

Imagen principal: pinterest.es