Decorar con plantas el salón, ¡fuera prejuicios!

10 febrero, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la interiorista Goretti Ayubes
No hagas caso a los que dicen que no es recomendable tener plantas dentro de la casa. Decorar con plantas el salón contribuirá a darle más personalidad. Te encantará saber que tienes un abanico de posibilidades.

Decorar con plantas el salón es una buena idea para darle un toque diferente y más personal. Al ser el punto de reunión por excelencia, esta zona de la casa es la que da más juego a la hora de combinar diferentes especies vegetales.

Por lo general, el salón dispone de buena iluminación por lo que podrían desarrollarse numerosas especies sin problemas. También, hay que tener en cuenta que, por sus dimensiones, es la estancia más indicada para decorar con plantas de gran tamaño.

Decorar con plantas el salón, posibilidades

Plantas decorativas de interior.

A la hora de decorar con plantas el salón es aconsejable intercalar plantas altas y bajas con el fin de equilibrar la distribución. Tenlo muy en cuenta porque de ello dependerá un resultado equilibrado.

Los ejemplares de grandes dimensiones, como las arecas, las kentias o los ficus, deben emplazarse en las esquinas para que no entorpezcan el paso ni tapen la luz, a no ser que se utilicen como separadores de ambientes.

Si el salón recibe una buena luz natural, se pueden combinar las tonalidades del follaje verde con hojas de otros colores y con plantas con floración que precisan mayor cantidad de luz.

También, pueden crearse, entre otras, combinaciones contra una pared con un ejemplar de porte y follaje más grande al fondo y dos o tres plantas delante que tengan menor tamaño.

Una buena idea es decorar con flores naturales; se puede optar por una composición muy actual, prueba a colocar dos tipos de orquídeas sobre una mesita auxiliar, verás que buen resultado.

Si quieres darle un toque personal a tu salón, también puedes recurrir a viejas ensaladeras, alguna sopera o rescatar recipientes que hace tiempo que no usas y convertirlos en cubremacetas originales.

Tenemos que decirte que la zona destinada como comedor es idónea para las flores. Un ciclamen imprimirá calidez como centro de mesa y, si tu decoración es de estilo rústico, los kalanchoes pueden reforzar ese ambiente rural.

Cuando las plantas son muy llamativas, es necesario adaptarlas a la decoración del salón. Con las paredes claras, especialmente si son blancas, las plantas de hojas verdes o con ligera variegación dan buenos resultados decorativos. Prueba con la afelandra, la aucuba y la calatea. Con paramentos oscuros, utiliza plantas con flores rojas; verás como alegrarán tu salón.

Completar con flores frescas

Jarrones de columna.

El salón es también una estancia muy apropiada para disponer jarrones con ramos de flores recién compradas que aportan color, frescura y novedad a la decoración.

La mesa del comedor, un aparador, los muebles auxiliares como consolas o carritos son ideales para dar soporte a los jarrones, eso sí, ten en cuenta el tamaño y el estilo del mueble para acertar con el tipo de jarrón.

Te aconsejamos que, antes de montar un arreglo floral, te fijes en los colores. Deberás tener en cuenta las tonalidades predominantes, especialmente las de sofás y cortinas.

Considera también que, si colocas las flores en una mesa junto a una pared, debes poner especial atención en la parte más visible a la hora de combinarlas o de situar más a la vista las que están más abiertas.

No te olvides que sobre muebles oscuros van muy bien las flores blancas o de tonalidades suaves y, sobre los claros, queda mejor un tipo de arreglo de flor más llamativa y alegre que cree contraste.

Decorar con plantas el salón, sobre la mesa de centro

Decoración con plantas en el minimalismo.

Uno de los lugares más destacados para colocar plantas en un salón es la mesa de centro. Por sus características, es bueno que tengas en cuenta algunos aspectos:

  • No conviene poner especies voluminosas. Se aconseja que como máximo la planta alcance los 30 cm de alto y que tampoco sea demasiado ancha, porque ocupará visualmente la mesa.
  • Los centros con flores secas o frescas, además de ser muy apropiados para la mesa de centro, se convierten en el punto de atención.
  • También queda muy vistosa una combinación de varias plantas pequeñas agrupadas con sus tiestos en un recipiente. Se pueden alternar hojas coloridas, jugar con los matices del verde o con plantas de flor si llega suficiente luz a la mesa.

Decorar con plantas el salón, en caída libre

Decorar con plantas el salón. Planta colgada con jarrón de cristal y agua

Otra solución decorativa muy interesante son las cestas con plantas colgantes, ya que resultan muy atractivas colocadas junto a una puerta o ventana, también en librerías o en muebles situados en grandes tramos de pared.

Entre las más populares destacan: los potos, las hiedras y las davalias. Mezclar varias especies en una sola maceta da también muy buenos resultados. Si se plantan en tiestos pequeños, se controlará mejor su desarrollo para que no crezcan demasiado.

Podrás utilizar alambres como tutores y aprovecharlos con fines decorativos, dándoles formas divertidas o enredando las ramas entre sí. Si cuelgan libremente, generan ambientes muy naturales.

¿Qué te parecen las ideas que te hemos propuesto para decorar con plantas tu salón? Estaremos encantados de conocer tu opinión.