4 consejos para almacenar energía solar en casa

Yamila Papa · 8 marzo, 2019
Si quieres almacenar energía solar, puedes comprar un kit de paneles y baterías cuya capacidad sea superior al gasto energético del hogar. ¡Compra productos de calidad y, además, reduce tu consumo diario para aprovechar al máximo tu inversión!

Las energías renovables son una excelente manera de ayudar al medio ambiente y a nuestra economía familiar. Pero, en ocasiones, no sabemos muy bien cómo aprovecharlas. Por eso, en el siguiente artículo te damos algunos consejos para que puedas almacenar energía solar en casa.

Almacenar energía solar en casa: el futuro ya está aquí

Lámparas de luz solar para tu jardín.

Cada vez son más los hogares que cuentan con placas solares en los tejados. Y es que se han dado cuenta de que no solo están usando una energía renovable e inacabable, sino que también están reduciendo bastante la factura de electricidad.

Por supuesto que es necesaria una inversión inicial para poder contar con dichos paneles, pero lo mejor de todo es que ese gasto se paga solo con el ahorro en los servicios tradicionales, principalmente de luz.

No es necesario ser millonario ni vivir en el campo para disfrutar de la energía solar. Tu hogar puede abastecerse de ella a través de placas especiales, y en poco tiempo dejar de depender de la red eléctrica.

Por supuesto que no es tan sencillo colocar los paneles en todos los sitios, ya que algunas leyes actuales no permiten a los ciudadanos usar este tipo de energía (ni ninguna otra), o les imponen costes adicionales. Antes que nada, debes consultar qué sucede en tu ciudad.

¿Cómo funciona la energía solar?

Casa con paneles solares.

Los paneles solares fotovoltaicos se encargan de capturar la energía procedente del sol y convertirla en electricidad para usar en cualquier aparato o iluminación que tengamos en casa.

Además, se usan baterías eléctricas, que permiten acumular energía a través de unas celdas especiales, para después transformarlas en electricidad, igual que la que obtenemos por la red convencional.

Estas baterías contienen energía y se alimentan de los paneles solares instalados, por ejemplo, en el tejado. Sin ellas, solo podríamos utilizar la energía generada en el momento, durante el día, y siempre y cuando esté soleado. Por tanto, de noche, con lluvia o nublado nos quedaríamos sin electricidad.

Tips para almacenar energía solar en casa

Si estás pensando en tener tus propios paneles solares y disfrutar de sus beneficios, presta atención a los siguientes consejos para almacenar energía solar en casa:

1. Instala el panel en el lugar adecuado

Jardín con paneles solares.

Debes consultar con un experto para que te indique cuál es el mejor ángulo de los paneles. De esta manera, te aseguras de que funcione bien tanto en verano, como en invierno.

Es muy importante que reciba al menos cinco horas de luz solar por día, pero si está nublado, como mínimo que esté en contacto con la claridad. Los techos son el mejor sitio para instalar un panel solar.

2. Compra baterías de buena calidad

Baterías para almacenar la energía solar

En muchos casos, se compra el kit completo (panel y batería), pero también podemos invertir un poco más y conseguir baterías de mayor capacidad o calidad. Por ejemplo, las baterías TESLA son una de las mejores opciones en el mercado.

El tamaño de las baterías dependerá de varios factores, como por ejemplo, los metros cuadrados de la casa, la cantidad de objetos eléctricos, cuántas personas viven en el hogar, qué hábitos tienen, cuántas horas están en la vivienda, etc. Para que te hagas una idea, una casa con tres habitaciones con una familia normal (3-4 habitantes) requiere 15 kW al día.

3. Comprueba los reglamentos locales

Reglamento para colocar paneles solares.

Si bien deberíamos ser libres de instalar este sistema y almacenar energía solar en casa, lo cierto es que aún en algunos países o ciudades no está permitido. Para evitar problemas (y la inversión que este método requiere), mejor consulta antes las leyes que rigen en tu zona.

Quizás tengas permitido colocar un panel solar, pero más pequeño, con el objetivo de combinar la electricidad generada por el sol con la que se provee en la red eléctrica convencional. También puede que tengas que pedir un permiso especial y cumplir con ciertos requisitos previos a la instalación.

4. No derroches energía

Ahorrar energía.

No importa si es solar o tradicional, utiliza lo mínimo posible cada día. Esto quiere decir apagar las luces en los ambientes donde no te encuentres, desenchufar los aparatos cuando terminas de usarlos, instalar sistemas de encendido automático en las luces exteriores y poner lámparas LED en todo el hogar.

Almacenar energía solar en casa es una tarea bastante sencilla, que requiere de una inversión inicial, pero que tiene muchos beneficios desde el primer día.