5 tips para decorar con tapices de macramé

25 diciembre, 2018
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Francisco Jiménez
Decora con tapices de macramé y haz que tu hogar luzca con una decoración creativa, original y artesanal.

¿Quieres encontrar nuevas fórmulas para la decoración de tu hogar? Te mostramos 5 tips para decorar con tapices de macramé y descubrirás un nuevo horizonte en el mundo del diseño de interiores.

Hay que tener en cuenta que estos tapices son un recurso poco usual en los hogares; por tanto, su utilización ofrece un componente muy diferente a lo que se suele haber en la decoración de las paredes.

A  la hora de combinarlo con otros elementos de decoración, hay que tratarlo de manera precisa, concisa y sensata; es decir, no debe aplicarse de modo aleatorio sino de acuerdo al estilo decorativo del lugar.

Acerca del tamaño de los tapices de macramé

Las dimensiones del tapiz se deben tener muy presentes a la hora de decorar una pared. Obviamente, existen de diferentes tamaños, pero, sin lugar a dudas, el tamaño estándar es la mejor opción para decorar de manera adecuada. Dimensiones recomendadas:

  • 7o cm de ancho aproximadamente.
  • 1oo – 120 cm de largo aproximadamente.
Tapiz de macramé en un cuarto de bebé.

No interesa cubrir una pared de arriba hasta abajo, ya que sería una exageración y el resultado sería muy pesado a la vista. Lo que interesa es que se cubra una extensión concreta medio-alta de la pared para que, así, quede visible y proporcional al espacio.

El tipo de material y el sitio

La calidad del material es uno de los aspectos que más debe tenerse en cuenta a la hora de incluir un tapiz de macramé. Por lo general, se suele recomendar que esté hecho de yute o fibras naturales gruesas y fuertes para exteriores y algodón para interiores.

El algodón es un buen material para interiores porque es liviano, puede limpiarse fácilmente y pueden ofrecer mucho más detalles que otros materiales. Además, el algodón es fácil de trabajar a la hora de realizar el trenzado.

No hay que olvidar que los tapices son auténticas obras de artesanía, originales y creativas; por eso, la necesidad de prestar atención a la calidad del material y al tipo de espacio para que pueda conservarse en buen estado, por mucho tiempo.

El soporte

A la hora de colgar un tapiz es necesario tener en cuenta si tiene un soporte incluido o no. En la mayoría de los casos, tienen una especie de vara que permite colgarlo fácilmente pero también ayuda a mantenerlo a estirado.

Realmente interesa mucho que el tapiz ya tenga una vara de madera o de bambú, para poder colgarlo fácilmente.

Sin embargo, no todos los tapices vienen con soporte. En caso de que no lo tenga, se puede recurrir a varias técnicas. Una de ellas consiste en mandar a colocar el tapiz dentro de un cuadro. De esta manera, no solo quedará bien estirado sino que también, podrá conservarse mejor.

Estilos decorativos afines a los tapices

  • Boho: en este estilo, los tapices de macramé ofrecen tanto informalidad como cierto toque de misticismo o ensoñación, por ello,
  • Rústico: dado que este estilo ofrece un reencuentro con las labores artesanales y el valor que se les daba antaño, los tapices encajan a la perfección.
  • Minimalista: los tapices de macramé unicolor pueden acompañar muy bien este estilo decorativo, ya que resultan un accesorio interesante pero sutil.
  • Alternativo: este estilo abarca numerosos planteamientos decorativos y puede albergar los tapices de macramé para generar un ambiente diferente y original.
Pared de la cama decorado con macramé.

¿Qué puntos de la casa son más recomendables?

Los tapices de macramé son un elemento que, sin duda, suponen un gran atractivo visual por el diseño que tienen. Ahora bien, ¿en qué lugares de la casa puede quedar mejor? Por ejemplo: 

  • Salón: aquí el tapiz situarse como el protagonista de la pared principal o bien, complementar un punto en concreto de uno de los espacios más visitados de la casa.
  • Pasillo: en el pasillo funciona como un complemento más para vestir el espacio, sin recargarlo.
  • Dormitorio: en el dormitorio queda como una pieza muy llamativa, en especial, si se sitúa sobre la cama.

Según el lugar donde se coloque y el resto de los aspectos mencionados (color, dimensión, calidad del material, etcétera) los tapices de macramé aportarán un toque u otro. La clave está en procurar que la combinación sea armoniosa y creativa.