¿Cómo mantener tu casa a una temperatura adecuada en verano?

8 junio, 2018
Cuando llega el calor nuestra casa tiene que estar preparada para afrontarlo de la mejor de las formas.

Ahora que llega el calor y el buen tiempo, nos enfrentamos a uno de los problemas que más quebraderos de cabeza nos dan. Cómo mantener la casa siempre a la temperatura adecuada en verano. Esto es algo complicado si no sabemos cómo hacerlo, sin gastar mucho dinero de por medio.

Se han hecho muchos estudios sobre cuál es la temperatura perfecta para el ser humano. No obstante, influyen muchas variables ya que no todo el mundo tiene siempre las mismas sensaciones térmicas. Pero para que os hagáis una idea, la temperatura de confort está entre los 21ºC y los 23ºC, más o menos, sin estar realizando ninguna actividad y en un ambiente sombreado.

En verano, la temperatura corporal se alcanza y supera rápidamente, por eso importante mantener la casa con un ambiente que no nos agobie y nos haga sentir cómodos. Por eso, en el post de hoy os contamos algunos trucos para mantener la casa fresca y a una temperatura adecuada en verano. Coge papel y boli y ¡apunta!

La importancia del aire acondicionado

El aire acondicionado, ¿que haríamos sin él en las grandes temporadas de calor? Se convierte en nuestro mejor amigo en verano. Aunque eso sí, hay que saberlo utilizar ya que también es el culpable de que nuestro consumo de luz aumente considerablemente.

A la hora de escoger un aparato de este tipo para tu casa, tienes que valorar varios detalles. Es importante que case bien con la estética y que no desentone con el resto del mobiliario. Pero lo fundamental será que sea eficiente y que enfríe de forma rápida. De esta forma, podremos ahorrar algo de energía.

También tendrás que asegurarte de que no haga demasiado ruido. Sobre todo para las noches de más calor, ya que es muy molesto dormir con ese tipo de ruidos.

Aire acondicionado.

Si lo vas a poner en una estancia de grandes dimensiones, algo que deberás tener en cuenta para conseguir una temperatura adecuada, es que lance más aire y enfríe a mayor distancia. Eso sí, que esto no suponga un problema a la hora de su consumo. Cerciórate que tu aire acondicionado no gaste de más. Es decir, que se apague cuando alcance la temperatura programada y que no se esté apagando y encendiendo constantemente, si no quieres llevarte una sorpresa en la factura de la luz.

Para las casas más modernas, existen aparatos con Wifi. Si, has leído bien. Esto es un extra muy útil para que cuando llegues a casa no te la encuentres demasiado caliente. Con tu móvil, estés donde estés, podrás controlar la temperatura exacta que quieres que haya cuando entres a tu casa. Genial, ¿verdad?

Por último, una cuestión muy importante, es que limpies debidamente los tubos del aire. A veces, se pueden obstruir por suciedad acumulada y no enfriar bien. Si tu aparato tiene ya algunos años, asegúrate de esto para que no haya ningún problema.

Temperatura adecuada en verano: cuidado con la luz

Algo importante que, a la hora de la verdad nadie hace, es impedir que la luz natural entre, sobre todo, por las mañanas. A esas horas la luz que entra aumenta considerablemente la temperatura. Por eso, evita cocinar o utilizar aparatos eléctricos en la medida de lo posible, para no aumentar los grados en tu casa. Aprovecha y prepara comidas sanas que no necesiten cocción. Las ensaladas o sandwich frescos serán perfectos. ¡Con la excusa cuidaremos nuestra línea!

Decoración luminosa y fresca.

De igual forma, antes de irte de casa cuando salgamos a trabajar o hacer algún recado, será fundamental que dejemos cerradas las persianas de todos los cuartos, a poder ser. Con esto conseguirás dar mayor frescor sin tener que utilizar ningún aparato. Además, si están durante la mayor parte del día echadas, por la noche no hará tanto calor ya que no se habrá calentado tanto el cuarto.

Por la noche, para que haya corriente de aire, deja abiertas las ventanas. Asegúrate de tener una mosquitera o algún producto para que no te piquen los mosquitos. Sabemos que en estas temporadas del año nuestra piel se convierte en un manjar para ellos.

Haciendo esto durante todos los días, conseguirás mantener una temperatura fresca y agradable. Y sobre todo, conseguirás ahorrar el consumo de energía.

Incluir plantas que purifiquen el ambiente

Hay muchas plantas que tienen numerosas propiedades beneficiosas para la salud y no solo meramente estéticas. Sirven para purificar el aire y generar cierta humedad y frescura que para verano, viene muy bien.

Plantas para el salón.

Si quieres saber qué tipo de plantas contribuyen a depurar tu hogar haz click aquí. ¡Te sorprenderás de algunas!

A parte de conseguir frescura en el hogar, también son capaces de absorber ciertos  elementos como el formaldehído, el benceno, el amoníaco, la acetona y muchos otros tipos diferentes de sustancias nocivas. De esta forma, consigues aumentar la calidad de vida de tu casa.

Con estos tips conseguirás que tu casa esté mucho más fresca. ¡Disfruta de tu hogar con la temperatura adecuada en verano!

Te puede gustar