Vamos a crear una zona en casa para los peques

Mónica Heras Berigüete·
En estos tiempos, es muy importante tener una zona en casa para los peques. Por eso, vamos a poner nuestros esfuerzos en ellos.
 

Estamos viviendo un momento en el que nuestros hijos no pueden salir a la calle, ni ir a visitar a sus amiguitos, ni siquiera asistir al colegio. Como resulta obvio están y estamos saturados y, para evitar que las discusiones sean una constante o que reine el caos, vamos a crear una zona en casa para los peques.

Una zona en casa para los peques: el salón

Zona de juegos para niños
Imagen: pinterest.es

Lo ideal sería tener una habitación independiente al dormitorio infantil en la que los niños pudieran campar a sus anchas pero, desgraciadamente, no siempre es posible.

Por este motivo, toca echar mano de imaginación. Al ser el salón la estancia más grande del hogar, puede convertirse en una zona de juegos ideal. Solo debemos tomar algunas consideraciones básicas y poner ciertas normas para que la convivencia sea la mejor posible. Por ejemplo, podemos delimitar su nuevo parque de juegos con una alfombra.

Por supuesto, debemos cuidar siempre la integridad de los niños y crearles un espacio kids friendly donde los enchufes y las esquinas tengan protecciones y los muebles altos estén fijados a la pared.

 

Una zona en casa para los peques artistas

almacenar en una habitación infantil

Sabemos que todos llevan un artista dentro y les encanta dibujar y dar rienda suelta a su imaginación. Además, también es una forma de canalizar sus emociones por lo que es conveniente favorecer este desfogue. 

Podemos poner un caballete de madera y unos cuadernos de hojas grandes o algún lienzo para que se sientan grandes pintores. Si son muy pequeños, necesitarán espacio suficiente para realizar trazos grandes. Para ello, podemos empalar una pared con cartón o cualquier material que puedan pintar: ¡pasarán las horas muertas muy entretenidos!

Sesiones de cine en casa

Aunque es súper conveniente seguir con una rutina y con las normas que solemos tener normalmente, nos enfrentamos a una situación poco convencional.  Hay que intentar darles momentos de diversión y relax en la medida de lo posible.

De vez en cuando, podemos transformar el salón en una sala de cine y ver con ellos alguna de sus pelis favoritas. Si hablamos de crear una zona en casa para los peques, esta es una de las ideas más fáciles de llevar a cabo; incluso, podemos aprovechar para montar una obra de teatro familiar o un concierto.

 

Una zona en casa para los peques: el rincón de trabajo

zona en casa para los peques

Dependiendo de la edad que tengan nuestros hijos, es posible que en el colegio les hayan mandado deberes. Es la manera de mantenerse activos mentalmente.

Facilitémoles las cosas y creemos para ellos un área en la que puedan tener un mínimo de concentración. Si ya tienen una zona de estudio, genial; si no es así, podemos improvisar con alguna mesita que tengamos sin uso o utilizar el comedor. Eso sí, el resto de la familia deberá respetar los momentos de estudio y no interrumpirlos.

La zona elegida debe estar limpia, despejada y bien ventilada. Procuraremos que esté ordenada y que haya algo que lo inspire sin distraerlo; pueden ser algunas carpetas y material de oficina atractivo para él o ella.

De vez en cuando hay que romper las reglas

Los fines de semana podemos aprovechar para tener actividades diferentes como irnos de picnic al salón o montar una tienda de campaña con sábanas viejas y dormir todos en el suelo. 

Será una experiencia inolvidable para ellos y para nosotros.

 

La importancia de las rutinas

Decoración de habitaciones infantiles
Imagen: insbride.ru

Finalmente y, aunque de vez en cuando rompamos las normas, los niños necesitan límites sanos para poder crecer y las rutinas los ayudan. Por eso, es muy importante que sigan sus horarios de sueño y de comidas, además de que no pasen demasiadas horas frente a la televisión. También que dediquemos un tiempo en familia a hacer manualidades e, incluso, a hablar con los amigos a través de Skype.

Tengamos la casa que tengamos, podemos crear una zona en casa para los peques en la que jueguen, se diviertan y puedan hacer sus tareas.