Decoración multicolor en interiores

8 agosto, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Francisco Jiménez
Consigue un espacio con personalidad gracias a una decoración multicolor en interiores

Los colores neutros, como el blanco o el negro, son apropiados para la decoración de una habitación gracias a su atemporalidad. No obstante, pueden resultar algo aburridos y monótonos. Una forma alegre de acabar con esto es una decoración multicolor en interiores.

Decorar cromáticamente una habitación puede resultar muy tentador, ya que al utilizar distintas tonalidades se produce un encanto único. El uso de colores brillantes y frescos en la decoración pueden cambiar nuestro estado de ánimo, al mismo tiempo que nos ayudan a renovar nuestros hogares de una manera sencilla.

La combinación de estos hace que un estilo decorativo llegue a ser emocionante, dinámico, con carácter y atractivo; pero también podemos caer en varios errores, cuando en realidad debemos perseguir un objetivo general: la armonía. A continuación te mostramos las mejores fórmulas para conseguir una decoración perfecta multicolor.

Color-blocking: nueva fórmula para el hogar

Color-blocking.

El color-blocking es la última tendencia que ha saltado las fronteras del mundo de la moda hasta el interiorismo. Consiste en emparejar colores opuestos de la rueda cromática para crear combinaciones interesantes y complementarias. Comúnmente se asocia su origen a una obra del pintor holandés Piet Mondrian.

El bloqueo de color, que combina tonos sólidos para crear una apariencia atrevida, ha tenido su mayor desarrollo en el mundo de la moda. En el fondo, es una buena estrategia decorativa. Podemos aplicar esta técnica con una mezcla gráfica de pintura brillante, tapicería o suelos, inyectando personalidad a la habitación.

  • Una interesante forma de aplicar esta original técnica es incorporando un par de piezas audaces y colocarlas sobre un fondo neutro para que contraste.
  • También podemos escoger una alfombra geométrica de varios tonos para conseguir esta técnica.
  • Para obtener los mejores resultados, se pueden combinar colores inesperados: verde azulado y rojo, azul y naranja, o amatista y coral.

A través de los colores se puede alcanzar la sutileza.

Decoración multicolor en interiores: vertical y horizontal

Usar colores para decorar.

Los acentos brillantes son perfectos para todos los que aprecian las policromías. Una de las mejores fórmulas para colorear una habitación es poniendo el punto de atención en la verticalidad y en la horizontalidad de nuestra estancia.

Cuando hablamos de la horizontalidad de una habitación, nos referimos tanto a los suelos como a los techos. Estas superficies son perfectas para agregar una o varias notas de color. Además, no es necesario recurrir a costosas reformas, puesto que podemos aplicar color con las alfombras o, en el caso del techo, con pintura.

Trabajo sobre los muros

Geometría de color para las paredes.

Las paredes y muros son otros recursos fundamentales a la hora de aplicar una decoración multicolor. Por suerte, tenemos multitud de opciones para decorar las paredes de casa de forma más innovadora:

  • Estudio y aplicación de la pintura sobre las paredes. En la mayoría de los casos nos conformamos con utilizar un color; sin embargo, tenemos multitud de maneras de aplicarlo: desde distintos colores en las paredes de una misma habitación, hasta una composición geométrica.
  • También está la opción de emplear papeles pintados. En el fondo, hay una gran gama de modelos y diseños. Esta técnica, además de hermosa y original, es muy fácil de aplicar y económica.
  • No nos podemos olvidar del uso de cortinas y estores como recurso decorativo. El uso de las primeras hace que sean brillantes y nos permiten rejuvenecer, refrescar y dar energía a la decoración de cualquier habitación.

Según el color que se elija, se demostrará el tipo de personalidad que tenemos.

Decoración multicolor en interiores: estanterías llenas de color

Policromía para interiores.

¿Tienes dudas sobre si colorear una habitación al completo? Quizás puede resultarte una idea un poco arriesgada; por tanto, puedes aplicar una decoración multicolor sin necesidad de hacer grandes modificaciones en la decoración de tu casa.

En este sentido, puedes disponer una decoración multicolor a pequeña escala, pero ¿cómo? Gracias a una estantería. Tan solo tienes que incorporar vistosas piezas cromáticas en las diferentes baldas. De hecho, deben estar situadas sobre un fondo neutro para que luzcan mejor.

Este diseño decorativo nos da mucho juego a la hora de combinar los colores, ya que podemos hacer combinaciones atrevidas aplicando la técnica color-blocking; o bien podemos clasificar nuestras piezas por gamas de colores, convirtiendo nuestra estantería en una paleta de tonalidades.

  • Lava Oliva, Rocío: Interiorismo, Vértice, 2008.