Cómo utilizar los patrones geométricos en decoración

22 septiembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la técnico en Decoración de Interiores 3D Sonia Budner
Pocas cosas llaman tanto la atención como la repetición de los patrones geométricos en una habitación. Aunque son motivos bastante reservados para los profesionales del diseño de interiores, hoy te dejamos algunas valiosas claves para conseguir utilizarlos con éxito tú mismo

Cuando pensamos en patrones geométricos, nos vienen a la mente formas como el cuadrado, el triángulo, el círculo o el hexágono. Conceptos que aprendimos en el colegio cuando estudiábamos geometría.

Lo cierto es que las formas y los patrones geométricos usados en decoración son muchos. Pueden ser bidimensionales o tridimensionales, angulares o suaves. Los círculos, las medias lunas o las formas ovaladas se consideran también patrones geométricos en decoración de interiores.

En decoración, los patrones geométricos se entienden como todas aquellas formas creadas por el hombre y no por la naturaleza. Saber cómo incorporar cada elemento de patrón geométrico al diseño de una habitación requiere algunos conocimientos básicos.

Cada forma geométrica puede reproducirse en los diferentes elementos decorativos de la habitación. Podemos valernos de tejidos estampados en patrones geométricos, pero también agregarlos a nuestras paredes y techos en forma de mosaicos o pintura.

Los patrones geométricos en decoración

Decoración geométrica.
Decoración geométrica / jujuyalmomento.com

Casi todos los patrones geométricos utilizados como motivo principal en diseño de interiores están vinculados básicamente a algunos estilos decorativos muy específicos, como el art déco, el Mid Century o el clásico contemporáneo.

Utilizados en estos estilos, podemos repetir las formas geométricas tanto como queramos, y en casi cualquier elemento decorativo. Lo importante es no exagerar en alguno de los elementos para que no sobresalga ni llame en exceso la atención por encima de los otros patrones que se repiten.

Es decir, uniformidad en la repetición del patrón geométrico elegido para los elementos decorativos, como los azulejos, el papel pintado, los tapices, cuadros, etc.

Nos proporcionan el lienzo perfecto para la repetición de los patrones geométricos elegidos. Resulta muy útil el uso del contraste de color para dimensionar la repetición del patrón geométrico.

Patrones geométricos: el cuadrado

Suelo geométrico pintado.
Suelo geométrico pintado / pinterest.es

Cuando pensamos en agregar este tipo de patrón geométrico a una habitación, nuestra mente vuela a imaginar una cuadrícula impresa en algún tejido. Sin duda, es una buena opción; pero en el caso de esta forma tan simple, hay muchos elementos que pueden darnos el efecto que deseamos.

Muchos muebles y accesorios tienen el cuadrado como forma básica. Mesas auxiliares, alfombras, espejos o cojines llevan implícita la forma cuadrada. Si queremos jugar con patrones geométricos de cuadrados en nuestra decoración, podemos repetir esta forma de manera sutil a través de los muebles y accesorios.

Los triángulos

Geometría para decorar paredes.
Geometría / losandes.com.ar

Los triángulos están considerados unos de los iconos del diseño geométrico. Tienen la facultad de energizar cualquier espacio, ya que son bastante dinámicos. No hay que mezclar diferentes tipos de triángulos en la misma estancia. De lo contrario, arruinaremos la sensación energizante y equilibrada de la habitación para caer en la decoración sobrecargada y abrumadora.

Los círculos

Mural con patrón geométrico circular.

Los círculos utilizados en decoración nos permiten crear un magnífico diseño geométrico añadiendo toda la suavidad y el carácter femenino que el cuadrado y el triángulo no aportan. Una buena base de fondo para la decoración de un espacio con patrones geométricos circulares son los muebles y accesorios.

Mesas y alfombras circulares, espejos, taburetes y formas redondeadas en los sofás y en los muebles. Todo esto, combinado con textiles y papel pintado con patrones geométricos circulares u ovalados, hace que consigamos un efecto extraordinario y muy femenino.

Los hexágonos

Estantería hexágonal

Esta es la forma más atrevida y extravagante en cuestión de patrones geométricos decorativos. Especialmente utilizada en art déco, pero también bien recibida en estilos glam, como el Hollywood Regency.

Es un patrón que añade una fuerte personalidad a la habitación, pudiendo ser utilizado en piezas grandes como mesas, cuadros y espejos. Si nos parece demasiado atrevido, podemos minimizar el efecto a través de la utilización de pequeños elementos decorativos, como cajas, posavasos o bandejas hexagonales.

Utilizando todos los elementos arquitectónicos

Suelo de parqué de espiga.

Independientemente de los elementos que queramos añadir a la repetición de nuestro patrón geométrico elegido, hay muchos elementos disponibles con anterioridad en cada habitación de los que nos podemos valer para acentuar el efecto.

Los suelos de parqué con maderas en formas de espiga pueden darnos una base triangular o rectangular. Las ventanas pueden destacarse como elementos cuadrados o circulares. Incluso, unas escaleras con vuelta sencilla o doble vuelta nos aportan el elemento trapecio en cada esquina.

Es importante observar la habitación vacía y notar qué patrones geométricos se encuentran ya añadidos en los elementos arquitectónicos, de manera que podamos realzarlos para integrarlos de forma brillante en la decoración de nuestras casas.