Decorar con cuadros sin colgarlos de la pared

Arantza Martín · 8 febrero, 2019
Las tendencias se renuevan cada año, y este toca colocar los cuadros fuera de las paredes. ¿Dónde? Vamos a mostrarte originales ideas para decorar tu casa.

La moda escandinava de decorar con cuadros sin colgarlos en la pared llega hasta el otro lado del charco. Esta original tendencia redescubre el mundo de la decoración dándole la vuelta a un aspecto tan simple como la colocación de un cuadro en la pared.

Esto no supondrá modificar ningún lugar o pared de la casa, así que si vives en una casa propia, o en una de alquiler, podrás tener una casa acogedora. Si quieres conocer más sobre esta nueva moda, a continuación te ofrecemos espacios que decorar con cuadros ¡sin utilizar ni un solo clavo!

Sobre estanterías o repisas

Cuadros grises en estanterías.

Si tienes estanterías o repisas que no quieres llenar con objetos inservibles, puedes decorarlas con cuadros. Si una estantería puede estar repleta de libros, ¿por qué no también de cuadros? Escoge una pequeña selección de los cuadros que quieras ubicar y juega con los tamaños y colores de estos para que la decoración sea personalizada.

Podrás darle otro toque decorativo a la repisa si en vez de utilizar cuadros utilizas fotografías enmarcadas. Una selección de fotografías en blanco y negro dará una sensación de armonía.

Estas fotografías pueden ser personales o simplemente decorativas. Si te decantas por las primeras, estarás dando un ambiente acogedor a la casa.

Sobre muebles

Cuadro estantería.

Si colocas los cuadros encima de un mueble, podrás combinar estos con otros elementos de decoración, como pequeñas lámparas, plantas o cualquier otro que sea de tu gusto.

En este caso, los cuadros no serán el elemento principal ni destacable, sino que lo será el conjunto de la decoración que se incluya en el mueble, creando una armonía decorativa. Para la elección del cuadro debes tener en cuenta varios aspectos:

  • La dimensión del mueble: si es de gran tamaño y quieres, podrás incluir varios cuadros en vez de uno. Juega con los tamaños y los colores de estos para darle el toque decorativo que prefieras.
  • El color del mueble: para obtener una sintonía de colores, debes tener la relación de los del cuadro con los del mueble.
  • La luz del espacio de la casa donde está el mueble: no todos los cuadros lucen igual en unos espacios que en otros. Tendrás que valorar si el cuadro que quieres colocar, encaja con el espacio.

Decorar con cuadros en el suelo

Cuadros en el suelo.
Cuadros en el suelo / mivinteriores.com

Sí, estamos hablando de colocar los cuadros directamente en el suelo, apoyados contra una pared o un mueble. Sin hacer agujeros ni tener que utilizar el martillo para clavar el enganche de la pared. ¿A qué ahora no te parece una idea tan extravagante? No lo es, y por eso se ha convertido en la forma más utilizada para decorar con cuadros.

Siempre combinando colores, estilos o temáticas con el espacio de la habitación donde se encuentran, colocar los cuadros en el suelo dará un toque de armonía al espacio.

Sobre todo en espacios amplios podrás utilizar cuadros de grandes dimensiones que decorarán una pared sin vida, dando al lugar un aspecto sobrio y elegante.

Ventajas de no colgar los cuadros en la pared

Cuadro Coco sobre sofá negro.
Cuadro / desenio.es

Si después de todas las opciones para decorar con cuadros sin colgarlos en la pared que te hemos ofrecido sigues sin estar convencido del todo, a continuación te dejamos una serie de ventajas que te harán decidirte por esta nueva modalidad:

  • La primera y más importante de todas es que con este método no es necesario agujerear la pared.
  • En paredes blancas o lisas sin alegría la ubicación de un cuadro ayudará a que sea más vistosa, siempre y cuando el cuadro esté en el suelo, claro.
  • Sirven como tapadera de desperfectos en las zonas inferiores de las paredes de la casa.
  • Si quieres decorar un espacio de la casa reducido donde no entra un mueble, colocar un cuadro es una de las opciones.