¿Qué debe tener un recibidor bien equipado?

14 junio, 2018
Conoce todo sobre cuáles son los elementos básicos para lograr que tu recibidor esté equipado a la perfección.

En el siguiente artículo queremos dejarte algunos consejos e ideas para conseguir un recibidor bien equipado.

No debemos restar ninguna importancia a este espacio, ya que la forma en que lo hayamos decorado influirá en la percepción que se tenga sobre el resto de nuestra casa.

Por eso, el vestíbulo o recibidor es nuestra carta de presentación ante los invitados, ya que es lo primero que se ve al acceder a nuestra casa.

Obviamente debemos tener en cuenta el espacio disponible. En función de ello podremos colocar y combinar los muebles y objetos de una manera u otra.

Independientemente del espacio existente podemos hablar de una serie de pautas comunes, como la de potenciar al máximo posible la luz natural o no sobrecargar el ambiente.

También hay una serie de muebles y complementos básicos para la decoración de los vestíbulos. Si tenemos el espacio suficiente podemos adquirir todos ellos, si no, tendremos que adaptarnos a lo que tenemos.

Estos muebles y complementos son los que te explicamos a lo largo de los siguientes apartados:

1. Consola

Se podría decir que las consolas son un elemento imprescindible en los recibidores bien equipados. Sobre ellas dejamos todo aquello que queremos “tener a mano”: llaves, cartas, cartera…

Recibidor contemporáneo con mucha luz y un pasillo largo a continuación

Las podemos encontrar de varios tipos:

  1. Tipo aparador: ideal para espacios amplios, ya que son muebles con un buen tamaño. Como consecuencia, tienen mayor espacio de almacenaje, así que en ella podemos guardar también zapatos, casco, mochilas…
  2. Tipo balda: una plancha fina y estrecha de madera sobre dos soportes, uno a cada extremo. Debemos tener cuidado y no colocar mucho peso sobre la balda, ya que podría llegar a deformarse.

Las consolas aunque ante todo deben ser funcionales no tienen por qué dejar de ser decorativas.Una última idea: sobre ellas puede quedar muy bien un espejo. 

2. Banco

Desgraciadamente no podremos contar con él en los recibidores que tengan poquitos metros cuadrados, pero si es posible, no dejes de tener uno.

Para conseguir que resulten más cómodos podemos colocar un poco de mullido en el asiento. También puedes colocar uno o varios plaids, tan de moda, o algunos cojines.

Además, no son solo un lugar donde sentarnos a quitarnos los zapatos o a dejar la mochila. También pueden ser un espacio extra de almacenamiento.

Esto se consigue con bancos que tengan bajo la zona de asiento una o dos baldas o cajones. También pueden tener pequeñas puertas para que no quede a la vista el contenido del interior.

Delante de la zona en la que esté el banco puede quedar muy bien una alfombra.

3. Perchero

Son elementos a los que sin duda vamos a dar muchísimo uso en nuestro día a día. En función del tamaño de nuestro recibidor podemos escoger entre el típico perchero de pie o aquellos que tienen un pequeño soporte que se pega directamente sobre la pared.

Zapateros para la entrada.

Y si hubiera mucho espacio libre, puedes optar por un perchero-bastidor. Son aquellos que están formados por una barra alargada, en la parte inferior pueden tener ruedas o no. Se parecen a los que aparecen en las películas, cuando aparecen los camerinos de teatros o estudios de cine. Además, es algo que puedes hacer tú mismo en casa para tener un recibidor bien equipado.

4. Espejo

Una vez más queremos hablarte de las ventajas que supone tener un espejo en casa. En primer lugar porque hacen que el espacio parezca más amplio, es un efecto visual que da mucho juego.

También ayudan a ampliar la sensación de luminosidad de la habitación, algo que siempre se agradece.

Estilo natural para decorar tu recibidor.

Si te gusta la tendencia DIY (o hazlo tú mismo) puedes plantearte hacer tú el marco del espejo. Es una solución muy creativa y original. Solo tienes que tener en cuenta el estilo decorativo del vestíbulo y del resto de la casa, para que haya concordancia.

5. Paragüero para un recibidor bien equipado

Aunque muchas veces pasan desapercibidos, los paragüeros siempre son muy utilizados. Sin duda, son muy cómodos y además apenas ocupan espacio.

Es importante tener en cuenta sus dimensiones, sobre todo su altura. Además, los puedes hacer tú mismo, reutilizando por ejemplo jarrones de suelo, dándoles así un nuevo y práctico uso.

Hay muchos modelos, por lo que no te resultará difícil encontrar uno acorde al estilo decorativo del resto de la estancia.

Conclusión

Esperamos que estas ideas te sirvan de ayuda a la hora de conseguir un recibidor bien equipado. Los vestíbulos a veces son espacios estrechos y mal iluminados, pero eso no significa que no podamos crear zonas prácticas a la vez que bonitas.

Por último, te queremos dejar un consejos más: menos es más. Por eso es importante no cargar en exceso ese espacio. El minimalismo no es solo un estilo decorativo, también podemos hablar de estilo de vida minimalista. Aplícalo y verás una mejoría en todos los ámbitos.

Te puede gustar