La silla Tulip, donde se unen la sencillez y la plasticidad

24 octubre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Francisco Jiménez
Un recurso decorativo que se ha consagrado dentro del mundo del arte contemporáneo y de los diseños de interior de mediados del siglo XX.

Dentro de lo que podemos catalogar como mobiliario contemporáneo, se encuentra concretamente la silla Tulip, donde se unen la sencillez y la plasticidad para demostrar las múltiples posibilidades que puede ofrecer el mundo del interiorismo.

La evolución que ha tenido el mobiliario a lo largo de la historia ha permitido que se realicen piezas como esta. No cabe duda de que la innovación y la originalidad quedan presentes en su diseño. Por este motivo, estaríamos hablando de un concepto artístico reflejado en todo su formato.

Debemos tener presente que no es una silla adecuada para cualquier estilo decorativo. Habría que estudiar detenidamente en cuáles encajaría mejor y de qué manera puede aplicarse, teniendo en cuenta que puede aportar un contenido sofisticado y vanguardista.

Conozcamos un poco más de cerca a Eero Saarinen

Eero Saarinen.
Eero Saarinen / batavia.es

Nacido en Kirkkonummi (Finlandia) en 1910, es el diseñador que realiza la silla Tulip. Pasó la mayor parte de su juventud en Estados Unidos, lo que le permitió estar en contacto con los grandes interioristas de mediados del siglo XX y con las corrientes vanguardistas de la historia del arte.

Sin embargo, también pasará largas temporadas por Europa. Se forma en escultura en la Academia Grand Chumière de París, y posteriormente en Arquitectura en la Universidad de Yale. De esta manera, va a sentirse atraído por los diseños de interior y la búsqueda de nuevas fórmulas para la decoración.

La silla fue realizada en 1956, y a través de la compañía Knoll comenzarán a fabricar más modelos para que pueda ser vendida en tiendas. Su principal propósito es abrirse paso tanto en Estados Unidos como en Europa, los principales nichos de mercado en la segunda mitad del siglo XX.

Saarinen alcanza un gran éxito a nivel mundial al darse a conocer esta silla.

5 principios fundamentales de la silla Tulip

Silla Tulip.
Silla Tulip / disup.com

Aparentemente, esta silla ofrece una estética contemporánea. Se sale de las líneas clásicas y tradicionales, por lo que no encajaría en ambientes rústicos o campestres. Más bien, es un recurso que puede ofrecer un carácter juvenil y moderno. Veamos algunas de sus características:

  1. La plasticidad de esta silla queda reflejada en todas las partes. Se conforma básicamente por líneas curvas, desde la base hasta el respaldo. Estaríamos hablando de una combinación de partes donde existe cierta apariencia blanda del propio material.
  2. La sencillez es otro principio que queda perfectamente reflejado en el conjunto. No existen motivos decorativos que abulten o sobresalgan. Existe cierta continuidad de principio a fin en la superficie, predominando un único material y ofreciendo absoluta funcionalidad.
  3. El cojín ayuda a contrastar los materiales y la propia imagen. Por un lado, se diferencia radicalmente de la estructura general y, a su vez, el tono rojizo hace que obtenga protagonismo y resalte de forma exagerada sobre el blanco de la silla.
  4. Hay dos tipos de sillas, las que tienen reposabrazos y las que no. La primera muestra un espacio más hermético, mientras que el otro caso es más abierto y muestra mayor simplicidad en el formato.
  5. Finalmente, debemos mencionar el sentido de modernidad que se distingue de forma contundente. La esbeltez y la delicadeza de las formas quedan correctamente reflejadas en todo el conjunto.

La simplicidad del color

Modelos de la silla Tulip.
Silla Tulip / solostocks.com

En cuanto al color de la silla, no existe una complicación estética donde haya que jugar con las combinaciones. En realidad, ocurre todo lo contrario, ya que se recurre a dos tonalidades, el blanco y el rojo. Aunque se han hecho ejemplares de silla con otros colores, los originales son estos dos.

El rojo intenso del asiento contrasta directamente con la silla. Se intenta producir una diferenciación cromática haciendo que sobresalga esta tonalidad. En este sentido, el blanco sirve como soporte y fondo para proporcionarle mayor presencia al rojo.

La reducción de las formas queda bien relacionada con la simplicidad cromática.

¿Dónde se puede comprar?

Tipos de silla Tulip.
Silla Tulip / nshop.es

Sí que es cierto que es difícil encontrar la silla Tulip en tiendas de decoración. Por eso, es recomendable acudir a internet y buscar webs que oferten el producto. Posiblemente, el precio sea elevado, pero no deja de ser una pieza de coleccionista.

Por supuesto, Amazon la tiene en venta, pero también puede encontrarse en páginas como Muebledesign, Naharro o Westwing. Trata de evitar plagios u otros modelos de imitación.

  • Pesudo Chiva, María Carmen: Formas curvas alabeadas, Cultivalibros, 2009.
  • Serraino, Pierluigi: Eero Saarinen: 1910-1961; un expresionista estructural, Taschen, 2005.