4 mesitas de noche blancas para decorar tu habitación

Pilar · 2 julio, 2018
Pequeñas, grandes, de líneas simples o más barrocas. Echa un vistazo a las diferentes mesillas blancas que te proponemos.

Las mesitas de noche son uno de los muebles más importantes del dormitorio. Hacen que nuestro día a día sea más cómodo al tener nuestros objetos personales cerca. Además, son un claro objeto decorativo por lo que hay que cuidar su diseño y optar por modelos que vayan acorde con el resto del dormitorio. En este post te mostramos varias mesitas de noche blancas porque este color combina perfectamente con cualquier otro.

Desde las más funcionales a las más estéticas, pasando por las más vanguardistas e innovadoras. Echa un vistazo a estas mesitas de noche blancas y encuentra la que más se adapta a tu dormitorio.

1. Mesita de noche con patas de madera natural

Actualmente una de las tendencias en decoración son los muebles con patas esbeltas y en madera natural. El resto del mueble se pinta, como en este caso que se ha optado por pintura blanca. Esta misma tendencia la podemos ver en cómodas, mesas y recibidores.

El encanto de esta mesita de noche es su sencillez. Un diseño simple de líneas rectas que combina con prácticamente cualquier estilo decorativo. Es el claro ejemplo de que menos es más.

Mesita blanca de madera natural.

Esta mesita de noche es perfecta para aquellos dormitorios en los que no haya mucho espacio. Una mesilla de este tipo cabe en cualquier parte y al mismo tiempo aporta un espacio extra de almacenamiento. Si el armario de tu dormitorio es pequeño te recomendamos que optes por una mesita de noche que tenga al menos un cajón. Es la mejor forma de aprovechar al máximo el espacio y tener guardados y ordenados todos los objetos personales.

2. Mesita de noche de diseño clásico

Esta mesita de noche es un diseño actual y moderno que nos recuerda a épocas pasadas. Seguro que en casa de tus padres o abuelos hay algún modelo similar.

A diferencia del modelo anterior, esta mesita de noche es de líneas curvas. Las patas redondeadas y el labrado debajo del cajón inferior le aportan un toque romántico ideal para la habitación de los más pequeños de la casa, o para una habitación decorada con el estilo shabby chic.

Mesita de noche blanca y clásica.

Esta mesita de noche es de tamaño medio-grande y cuenta con un gran espacio de almacenaje. Está indicada para dormitorios amplios, ya que de lo contrario la mesita no lucirá al estar muy cerca de otros muebles.

Este es un diseño moderno, pero si tienes en casa alguna mesita de noche antigua aquí puedes encontrar información sobre cómo restaurarla. Aplicando los productos necesarios para que se conserve correctamente y un par de capas de pintura blanca conseguirás un aspecto similar al de la imagen.

3. Mesita de noche vintage

Si buscas una mesita de noche blanca que sea la protagonista del dormitorio y la que atraiga todas las miradas esta es la tuya. Se trata de una mesita de noche de grandes dimensiones propia de la burguesía de épocas pasadas. A diferencia de los otros dos modelos, este está trabajo laboriosamente e incluye detalles que la convierten en una verdadera obra de arte.

Mesita vintage señorial.

Para resaltar estos detalles se ha optado por perfilarlos en dorado. Así se consigue que destaquen y que la mesita de noche parezca todavía más señorial. Para darle el protagonismo que merece te recomendamos que le des el espacio necesario en el dormitorio. No coloques ningún otro elemento cerca porque crearás un ambiente muy recargado.

Si este modelo te ha enamorado te recomendamos que visites tiendas de anticuarios porque allí podrás encontrar modelos similares.

4. Mesita de noche de líneas simples

Y del modelo de mesita de noche más barroco pasamos a totalmente lo contrario. Se trata de una mesita de noche de líneas simples y pequeño tamaño. Si buscas una mesita de noche funcional, con un gran espacio de almacenamiento y que ocupe poco espacio, esta es tu mejor opción.

Mesita blanca simple.

Por su simpleza este modelo combina con prácticamente cualquier estilo decorativo. Si te gustan estos modelos nuestro consejo es que coloques en su superficie una lámpara de noche llamativa o diferentes objetos decorativos. Cuando vayas a guardar objetos en sus espacios de almacenaje lo mejor será que seas ordenado porque quedarán a la vista. Además su aspecto sera mejor si entre los objetos incluyes alguna foto, velas o una maceta pequeñita.