Plantar salvia en el jardín: cuidados y usos

Ivana Jerman · 7 octubre, 2018
Si estás pensando plantar salvia en tu jardín, en este espacio te mostramos de qué forma hacerlo, cómo cuidarla y los usos que le puedes dar. 

La salvia es una hierba aromática deliciosa, muy utilizada para condimentar los alimentos y también para usos medicinales. En este espacio te mostraremos cómo puedes plantar salvia en el jardín y qué cuidados le debes brindar a la misma. Es importante tener paciencia y constancia con este tipo de plantaciones. Ya que si nuestro objetivo es consumir esta planta, debemos cuidarla y acompañarla en su crecimiento de forma adecuada. De esta manera, podrás plantar la salvia tanto en maceteros como en suelo directo, según lo desees. A continuación te mostraremos los usos y cuidados que le puedes dar a la misma.

Plantar salvia en el jardín

La salvia es una bella planta de hojas aterciopeladas y en color verde grisáceo. Es una bonita planta que crece en forma de arbusto pequeño y que puedes plantar junto a otras especias o por sí sola. Además de los usos que le podrás dar a esta maravillosa planta, la podrás aplicar en rincones de tu jardín como elemento decorativo. A continuación te mostraremos de qué forma la puedes plantar y cuidar y los usos que le puedes dar una vez crecida. 

Plantar salvia.

Cuidados

Existen varias alternativas para plantar salvia en el jardín. La puedes plantar junto a otras hierbas aromáticas, en suelo directo por sí sola, en tu huerto o en un macetero. Es ideal que al momento de plantar la misma, utilices un esqueje de una planta de salvia anterior. Si bien puedes plantar la semilla de forma directa, el esqueje será una mejor opción.

Tierra fértil

Elije la superficie en donde deseas plantar la salvia. Deberás aplicarla sobre tierra fértil y sumarle a la misma una buena porción de abono. El suelo deberá tener un buen sistema de drenaje para una mejor filtración del agua al regarla. Además, deberás generar un equilibrio ya que la salvia necesita un suelo ni muy seco ni muy arcilloso.

Riego y luz

El riego es fundamental para toda plantación. Por lo tanto, deberás regar la salvia constantemente rociando la misma cantidad de agua en sus hojas y tierra. Procura no ahogar la planta, de lo contrario no resistirá. Además de una moderada cantidad de agua, la salvia precisará una importante fuente de luz solar.

Por otro lado, le deberás aplicar un pesticida natural para proteger la salvia de insectos que deseen atacarla. ¡Ten cuidado! Si luego pretendes consumir esta planta, no deberás aplicar ningún producto tóxico. De lo contrario podrá ser peligroso para ti.

Cómo podar la salvia

Podar la salvia.

Una vez que tu planta haya crecido fuerte y saludable, deberás mantenerla en su crecimiento. Es muy importante podarla eliminando las hojas secas de la misma. De esta manera continuará su crecimiento cómodamente. Si deseas cortar sus hojas para luego utilizarlas como condimento, puedes optar por secarlas o utilizarlas de manera fresca y natural. Para secar sus hojas, deberás colgarlas hacia abajo y exponerlas a la luz solar. De esta manera, una vez secas, guárdalas en un frasco hermético para futuros usos.

Usos

La planta de salvia puede ser utilizada tanto para condimentar alimentos como para usos medicinales. En lo que respecta a la comida, es un deliciosa hierba que puedes utilizar fresca como disecada. Se suele utilizar mucho para sazonar carnes rojas, pollos, pescados y salsas. Si has secado hojas de salvia, almacénalas en un tarro cerrado herméticamente y la puedes tener a mano en tu alacena para condimentar a tu gusto. Además, también puedes realizar infusiones con hojas de salvia.

Por otro lado, la planta de salvia tiene grandes propiedades curativas. Debido a sus propiedades medicinales podrás utilizarla y hacer infusiones especiales. La salvia es ideal para combatir la indigestión y la acidez estomacal. También posee propiedades antiinflamatorias. Por este motivo, podrás consumirla para aliviar dolores musculares y calambres o incluso para curar heridas leves en la piel.

Infusión de salvia.

Como podrás ver, la plantar salvia en el jardín puede ser una gran alternativa. Más todavía si te agrada cocinar deliciosas comidas con aderezos gustosos. Además, si eres de aquellos que optan por plantas medicinales para curar ciertos malestares, la planta de salvia será una gran alternativa. Procura aportarle a la misma los cuidados necesarios. Agua moderada, una buena cantidad de sol, tierra fértil y una poda adecuada. Seca y almacena las hojas de salvia y utilízalas para condimentar o curar.