Baños de madera: una tendencia innovadora

29 abril, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Francisco Jiménez
Los avances tecnológicos y la incorporación de nuevos materiales en el diseño de interiores nos permiten crear ambientes y diseños nunca antes imaginados. Este es el caso de los baños de madera: una tendencia innovadora.

La madera es un clásico dentro el mundo de la decoración, es algo que no se puede negar. Este material aporta gran calidez y bienestar a los hogares. Sin embargo, ha quedado vetado de espacios húmedos como la cocina o el baño. Te mostramos cómo aplicar este material de una forma diferente en los baños de madera.

La madera es uno de los materiales que más utilizamos en el diseño de interiores. Gracias a su versatilidad, lo podemos aplicar prácticamente en cualquier estancia de la casa y crear cualquier tipo de ambiente, desde los rústicos-clásicos hasta estilos de corte minimalista.

En este sentido, la tendencia a utilizar este material en el baño cada vez es más popular. Con la incorporación de materiales orgánicos en el baño podemos crear un espacio natural en el que sentirnos cómodos y relajados.

¿Son adecuados los baños de madera?

Baño moderno de madera.

Existe la creencia popular de que la madera es un material inadecuado para el baño. Sin embargo, gracias a los avances tecnológicos, podemos encontrar sistemas de barnizados que combaten la porosidad de este material. De esta manera, podemos transformar la madera en un material apto para baños.

Por otro lado, debemos tener en cuenta la incorporación de maderas exóticas, como las tropicales, que antes eran muy difíciles de encontrar. Se caracterizan por tener poca porosidad, gran resistencia a los cambios de temperatura y humedad y por existir una gran gama de colores y vetado. Estas son las más destacables:

  • La madera de teca es una de las mejores elecciones para este tipo de baños. Se trata de una madera que resiste con mucha facilidad los cambios de temperatura sin deformarse o agrietarse. Además, el efecto desgastado que toma con el tiempo, lejos de estropearlo, le añade un encanto único.
  • Muy parecida a la anterior, la madera merbau es muy utilizada para construcciones hidráulicas, como piscinas o baños, por su durabilidad. A diferencia de la primera, esta categoría tiene toques rojizos que aportan calidez y elegancia a cualquier estancia.
  • Aunque sea de origen americano, la madera Ipe es perfecta para espacios húmedos. Este material tiene una gran dureza; lo que lo convierte en el recurso perfecto para aquellas partes que vayan a estar en contacto directo con el agua.
  • La madera de bambú es una de las tendencias que más fuerza está ganando. Su exótico diseño aporta originalidad al mismo tiempo que calidez. Gracias a su escasa porosidad, el bambú es capaz de resistir altos niveles de humedad sin perder su belleza

¿Cómo aplicar la madera?

Tal y como hemos visto, la madera es uno de los materiales más cálidos que podemos aplicar en el diseño de nuestro baño. Este material tiene la virtud de convertir cualquier habitación en un espacio natural y acogedor, tanto en su aplicación de suelos como de paredes. A continuación, te mostramos 3 formas de incorporarlo en tu baño.

En las paredes

Baños brillantes.

El uso de la madera en las paredes del baño es, posiblemente, la opción más sencilla de integrar este material en la arquitectura de la habitación. Se trata de la superficie donde menos le afecta la humedad, por lo que, muy difícilmente, la madera de esta zona se verá afectada por los cambios de temperatura.

Las maderas de tonos claros o con un barniz blanco crean una sensación de spa.

En el suelo

Suelo de roble para el baño.

La aplicación de suelos de madera dentro del baño es la forma más sencilla de aportar calidez y comodidad. La sensación natural que transmite la madera nos ayuda a crear un espacio acogedor donde relajarnos.

El uso de suelos de madera no solo es una buena opción por su función estética, sino que, además, nos permite conseguir una continuidad decorativa respecto al resto del suelo de la casa. De modo que podemos incorporar el mismo tipo de suelo en el baño que en toda la casa. De esta manera se potencia la armonía y la unidad.

Baños de madera: el techo

Baño rectangular.

Los techos de madera son una de las opciones más interesantes que podemos agregar en el baño. Ya sean totalmente de madera o simplemente con vigas de madera, este tipo de techos son una excelente manera de traer un elemento cálido y natural al baño.

La madera aporta una imagen limpia y atemporal en la estancia.

Sin embargo, se trata de la opción más complicada desde el punto de vista arquitectónico. Por tanto, antes de instalar un techo de madera debemos asegurarnos de que la estancia esté perfectamente ventilada y que la madera que utilicemos sea de escasa porosidad o muy impermeable. Teniendo en cuenta estos requisitos, el baño quedará impresionante.

  • Lava, R.: Interiorismo, Málaga, Vértice, 2008.