3 tips para poder poner los espejos en el suelo

Yamila Papa · 17 septiembre, 2018
Los espejos son nuestros grandes aliados para aumentar el espacio o meramente para mirarnos en ellos. Aprende a decorar con espejos apoyados en el suelo siguiendo nuestros fáciles consejos.

Los espejos apoyados en el suelo son una excelente manera de decorar un ambiente y al mismo tiempo aprovechar sus beneficios: espacios que parecen más grandes y la posibilidad de vernos por completo, entre otros.

Por ello, en el siguiente artículo te daremos 3 consejos sobre los mejores rincones y espacios donde los puedes colocar para disfrutarlos al máximo.

¿Por qué decorar con espejos apoyados en el suelo?

Los espejos son un complemento más que interesante para la decoración de nuestro hogar, ya que al mismo tiempo tienen un ‘objetivo’ específico: vernos mientras nos maquillamos o saber cómo nos queda la ropa antes de salir de casa.

Además, en cuanto a diseño de interiores se refiere, se trata de un objeto muy valioso, debido a que permite ampliar los espacios, reflejar la luz en los ambientes y darle un toque elegante a las estancias.

Por supuesto, existen diferentes formas, tamaños y modelos y para elegir el más adecuado debemos tener en cuenta el espacio, la decoración y la utilización que le daremos. No se trata de poner espejos por todos lados, sino de colocarlos en rincones y lugares específicos para sacarles todo el provecho.

Ubicación del espejo en el dormitorio.

Hasta hace un tiempo podíamos verlos solo colgados en la pared, ya sea del baño, del recibidor o de la habitación. Sin embargo, la tendencia son los espejos apoyados en el suelo. Lo mejor de todo es que esta idea se adapta a cualquier estilo decorativo (nórdico, vintage, minimalista, mediterráneo, rústico)… ¡Y queda más que bien!

Para muchos comenzó siendo la solución perfecta para no perforar las paredes y para poder cambiarlos de lugar cuando lo desean, pero con el tiempo se transformó en una moda en sí misma.

Por supuesto no ‘todo es perfecto’ ya que los espejos apoyados en el suelo no se recomiendan en casas donde vivan niños pequeños o mascotas, ya que pueden golpearse contra ellos o sufrir un accidente. En ese caso, recomendamos fijarlos de alguna manera para que no se caigan.

Dónde poner espejos apoyados en el suelo

Si te hemos convencido de colocar espejos apoyados en el suelo, la pregunta del millón sería: ¿dónde los puedo poner? Tampoco se trata de ir dejándolos por todos lados, porque no se luciría ninguno y se convertirían en obstáculos que luego querrás quitar. Algunas opciones para instalarlos:

1. En el recibidor

A la entrada de nuestra casa (tengamos recibidor o no) siempre es bueno contar con un espejo ya que tiene múltiples usos, desde aumentar la luz natural hasta mirarnos por última vez antes de salir y verificar que estamos bien.

Un espejo apoyado en el suelo del recibidor además es un toque decorativo fantástico, que rompe con los esquemas tradicionales. Te recomendamos que no lo pongas justo frente a la puerta, así al abrirla no nos reflejamos instantáneamente.

objetos imprescindibles, espejo

2. En el salón

No hay dudas de que los espejos le aportan un aire más sofisticado y elegante a los salones o comedores. En la mayoría de los casos optamos por colocar uno horizontal en la pared del sofá. Pero por supuesto también hay otras alternativas.

Si por ejemplo nuestro salón es pequeño, podemos aportarle más luminosidad y espacio con espejos apoyados en el suelo y de forma vertical. Cuando el ambiente es rectangular, te recomendamos que los coloques en una de las paredes más angostas. De esta forma, parecerá que la estancia es enorme debido al reflejo en los muebles.

Espejo del salón.

3. En el dormitorio

Puedes usar todo tipo de marcos para combinar con los demás muebles o cuadros que tengas en la habitación. En este caso, te recomendamos que pongas el espejo en una de las esquinas para hacer parecer más grande el ambiente.

A su vez lo puedes colocar al lado del vestidor o del armario y ten en cuenta el espacio que necesitas para ‘verte de cuerpo completo’, ya que esa será su principal función. Trata de que no quede de frente a la cama ni que eviten la apertura correcta de cajones o puertas.

Espejo dormitorio.

Los espejos apoyados en el suelo quedan más que bonitos y cumplen con todas las funciones que esperamos de ellos: dar luminosidad, reflejar lo que más nos gusta y mirarnos para comprobar que estamos bien antes de salir. ¡Por eso no pueden faltar en tu casa!

Prochile. (2011). Estudio Mercado Artesanía: Decoración Bayern , Alemania. Prochile.