¿Cuál es la decoración ideal para los pasillos?

24 abril, 2018
El pasillo es una de las zonas que primero se ven de tu casa. Son la primera señal de cómo es nuestro estilo. Por eso, no podemos olvidar su decoración.

Mucha gente sueña con tener una casa grande, diáfana y con una decoración ideal para los pasillos. Tendemos a creer que estos son un espacio inútil en las casas y muy complicado de aprovechar. Pero eso no tiene por qué ser así.

Los pasillos permiten distribuir la casa, distanciando las habitaciones de las zonas comunes. Además, es una de las zonas que primero se ven de tu casa. Son la primera impresión que se tiene de nuestro estilo al entrar.

Sabemos que decorar un pasillo es algo complicado. No queremos recargarlos pero tampoco lo queremos dejar vacío y sin “vida”. Esto hace que nos olvidemos de decorarlos en coherencia al resto de la casa. Por eso, en el post de hoy te contamos algunas ideas para decorar los pasillos de una forma sencilla y práctica. Si tu casa tiene pasillos largos y estrechos quédate leyendo y ¡dale a tus pasillos la importancia que se merecen!

La luz es fundamental

La luz siempre debe ser una prioridad a la hora de decorar. Es importante que iluminemos muy bien el pasillo, sobre todo en los que sean muy largos y estrechos. Y os preguntaréis la razón. Pues bien, si ponemos determinados focos de luz en sitios estratégicos conseguiremos dar una mayor sensación de amplitud y profundidad.

Los pasillos no suelen tener una fuente de luz natural. Se suelen situar entre medias de los cuartos y la entrada y por eso, rara vez cuentan con una ventana. Una solución para conseguir algo de luz natural es quitar alguna puerta. De esta forma, evitaremos barreras que den sensación de estrechez. Una buena idea es quitar la del salón ya que, por lo general, suele ser la parte de la casa que más luz natural recibe. Así, agrandamos el pasillo y lo iluminamos mejor.

Iluminación natural mediante un ventanal en el pasillo.

Si te resulta muy complicado quitar puertas, otra posible solución es colocar puerta con cristaleras. Conseguirás que entre la luz por el cristal y se ilumine el pasillo. A veces incluso, se construyen paredes de cristal. Esto lo podemos encontrar en las casas con un estilo más modernista.

En cuanto a las luces artificiales, una buena opción es colocar halógenos en el techo con bombillas de luz blanca. Lo blanco siempre es sinónimo de amplitud y ubicándolos arriba iluminarán mejor y agrandarán el pasillo.

Otra opción para hacer el pasillo más ancho, es ubicar pequeñas luces al final del pasillo y dos focos grandes de luz al comienzo. De esta forma, jugamos con las luces para conseguir mayor amplitud. Fácil ¿verdad?

No te olvides de las paredes

Una de las mejores alternativas para cambiar visualmente el espacio es jugar con el color de las paredes. Nosotros siempre decimos que se eviten los colores oscuros. Y más aún, cuando quieres dar amplitud a un espacio. Por eso, con los pasillos no iba a ser menos.

Si no quieres complicarte la vida, recurre a tonos blancos o pasteles. Te asegurarás acertar y dar mayor sensación de profundidad. Si quieres arriesgarte un poco más, puedes jugar con varios tonos cálidos que aporten luminosidad al pasillo. Por ejemplo, el beige y blanco son dos colores que funcionan muy bien para el pasillo, sobre todo para los ambientes más clásicos.

Otra de nuestras ideas preferidas para hacer que tu pasillo parezca más grande, es recurrir al papel de pared. Escoge un estampado en tonos claros que tenga bastante luminosidad. Las rayas también es otro recurso para hacer más amplia una estancia. Utiliza un papel que tenga rayas verticales para que el pasillo parezca más alto. Si optas por rayas horizontales, el pasillo ganará en anchura y amplitud. Para saber más sobre las rayas en decoración haz click aquí.

Añadir un friso en la pared de media altura también es otra idea para conseguir esa amplitud visual de la que hablamos. Podemos pintar la parte superior de un color clarito y la parte inferior de un tono un poco más oscuro.

Pasillo beige y madera blanca.

Espejos para ganar en amplitud

Los espejos  son otro aliado para reflejar tanto la luz natural como la artificial, y obtener visualmente unos centímetros de más. A parte de ganar en luminosidad por el reflejo, es un complemento que queda muy bien estéticamente.

En cuanto a la forma del espejo, podemos optar por uno redondo o rectangular, siempre y cuando esté a una altura media que permita reflectar bien la luz. Dependiendo de cómo sea la decoración de tu casa puedes escoger un marco más llamativo o menos. Si quieres ganar más espacio, nuestra recomendación es que elijas uno ligero y sin muchas sobrecargas.

Otra opción es formar un collage de espejos juntos. Se proyectará más luz desde ellos, con diferentes perspectivas. Puede ser una idea muy interesante, si sabemos colocarlos bien.

Espejos en el pasillo.

El problema de los pasillos estrechos, como vemos, es algo que encontramos en un montón de viviendas. Saber colocar estos elementos estratégicamente te permitirá ganar en amplitud y dar mayor sensación de profundidad. ¿A qué esperas? ¡Redecora tu pasillo!

Te puede gustar