Matamoscas casero: 6 pasos para construir uno

Ivana Jerman 14 septiembre, 2018
¿Las moscas son una verdadera molestia en tu casa? Aquí te presentamos una idea eficiente para realizar un matamoscas casero y deshacerte de ellas al instante.

Las moscas pueden ser realmente molestas dentro y fuera de casa. Especialmente en días de calor intenso las moscas rondan nuestros espacios, son atraídas por los alimentos y es muy difícil deshacernos de ellas. Por este motivo te presentaremos un matamoscas casero para que realices tú mismo con pocos materiales.

Existe una gran variedad y alternativas para realizar matamoscas con distintos materiales. Con pocos materiales que tengas en casa, podrás reciclarlos y realizar una trampa eficiente para las moscas. Además no gastarás dinero adquiriendo matamoscas que cumplen la misma función.

Puedes realizar un matamoscas casero a modo de trampa y ubicarlo en el interior de tu hogar o incluso en el exterior. De esta manera evitarás que estas entren por las ventanas en verano. Además podrás realizar matamoscas colgantes o fijos. Realiza tu propio matamoscas casero y ubícalo en el espacio de tu casa que más te guste.  

Construye un matamoscas casero

diagrama de matamoscas casero

En este espacio te mostraremos cómo realizar un matamoscas casero con una botella de plástico. Esta funcionará a como una trampa, hacia donde las moscas serán atraídas por la sustancia aplicada en su interior y quedarán atrapadas allí. Para realizarla necesitarás los siguientes materiales:

  • Botella de plástico (1 L o 1,5 L)
  • Trincheta
  • Rotulador
  • Cuerda o alambre
  • Azúcar
  • Agua

1. Corta la botella

Toma tu botella de plástico y realiza una marca con el rotulador a la altura de la boquilla. Luego procede a cortar con la trincheta por dicha marca. Tendrás así por un lado, la base de tu botella y por otro, su boquilla. 

2. Introduce la boquilla en la botella

Luego de cortar la boquilla introdúcela por la boca de la base de la botella. De esta forma habrás creado una especie de embudo. Esto ayudará a que una vez que las moscas hayan entrado en la botella, no puedan salir.

3- Realiza orificios

Una vez unidas ambas partes de la botella de plástico realiza dos orificios en sus extremos. Puedes hacerlo con un clavo caliente o con la misma trincheta. Estos orificios servirán para luego introducir la cuerda. Recuerda que esta alternativa es esencial únicamente si deseas realizar un matamoscas casero colgante. De lo contrario, este paso no será necesario.

4. Añade una cuerda

Una vez realizados los orificios en tu botella de plástico, introduce en ellos una cuerda resistente o, si lo deseas, un alambre fino. Amarra la cuerda anudando y presionando fuertemente. De esta manera evitarás que se caiga. Así, podrás colgar tu matamoscas casero de un árbol o donde más lo necesites.

5. Agrega agua con azúcar

Hierve agua por 10 minutos aproximadamente. Deja enfriar y agrega varias cucharadas de azúcar en el agua. Deja enfriar de nuevo y luego introduce esta sustancia en la botella. Este será el elemento clave para tu matamoscas casero, ya que las moscas se verán atraídas por el azúcar y querrán entrar en la botella. De esta forma, quedarán flotando en el agua, no podrán salir y morirán.

matamoscas casero en olivo

6. Decora tu matamoscas casero

Decorar tu matamoscas será fundamental para cubrir su superficie y no ver las moscas en su interior. Puedes decorar tu botella con pintura, papel o tela, según lo desees. Es ideal decorar tu botella con colores oscuros, esto ayudará aún más a no ver las moscas flotando una vez que hayan entrado en la botella. Habrás así terminado tu matamoscas casero.

Procura renovar la sustancia interior cada dos o tres semanas. De esta manera estarás cuidando la higiene dentro y fuera de tu casa. Como puedes ver, puedes realizar un matamoscas casero con pocos elementos y con materiales que tengas en tu casa. No es necesario gastar dinero para realizarlo y además estarás reciclando una botella que ya no usas.

Procura mantener el matamoscas lejos del alcance de los niños y lejos de los alimentos. Puedes colgar tu objeto dentro o en jardines y patios de tu hogar. Y si es necesario y tienes demasiadas moscas en casa, puedes realizar varias trampas como estas. Además, te llevará muy poco tiempo hacerlo.

Anímate y construye con tus propias manos un matamoscas casero para tu hogar. Protege tus espacios de estos bichos molestos y mantén tu casa libre de moscas tanto dentro como fuera. 

Te puede gustar