Consejos para decorar la habitación de tu bebé

Francisco · 28 julio, 2018
Tu bebé se merece lo mejor; convierte su habitación en un espacio confortable, funcional y divertido

Un hijo se convierte en el ser más importante para unos padres; sin embargo, puede que nos surja la siguiente duda: ¿de qué estilo hacerle la habitación? Te ofrecemos algunos consejos para decorar la habitación de tu bebé.

Hay que tener en cuenta que la manera en que decoremos la estancia tendrá una larga trayectoria en el tiempo, puesto que puede sufrir modificaciones, sobre todo según vaya haciéndose mayor la criatura. Elegir el espacio, el diseño y la decoración es trascendental. Veamos consejos prácticos que pueden servirte de ayuda.

Situación de la habitación

En primer lugar, la habitación de tu bebé debe tener una buena orientación en el hogar, ya que este hecho puede generar algunos problemas en el bebé:

  • Principalmente, utilizaremos la habitación como lugar de descanso; por tanto, es imprescindible que no haya ruidos a su alrededor.
  • Preferiblemente, evitar la orientación de la habitación hacia el norte con el fin de que no sea un espacio gélido.
  • Que la habitación no se encuentre próxima a la cocina para, así, evitar malos olores y ruidos.

Distribución del espacio

La organización de la sala debe ser algo prioritario. Se recomienda distribuir cada sección de la siguiente manera:

  • Zona de la cuna
  • Zona del armario para guardar la ropa
  • Rincón de actividades
  • Espacio central de tránsito y despejado

La cuna en la habitación

A la hora de comprar una cuna, ten en cuenta que sea confortable y segura. Resulta más beneficioso invertir en un buen producto y que salga rentable la inversión.

Por otro lado, la cuna puede ser fija o móvil. Dependiendo de nuestros intereses, si deseamos un elemento que sea fácil de mover o si va a estar permanentemente en un lugar.

La colcha puede ser un elemento decorativo que aporte colorido o estampados interesantes que acompañen el contenido de la habitación.

¿Dónde colocar la cuna en la habitación? Es recomendable disponerla en una esquina y que un lateral sea colindante con la pared; transmite sensación de protección y resguardo.

A su vez, debemos prestar atención al tema de la luz. Si existe la posibilidad de que se ubique junto a una ventana, la luz natural es preferible a la luz artificial.

Mobiliario de la habitación de tu bebé

¿De qué manera podemos completar la habitación a través del mobiliario? No interesa recargar la habitación, sino aportar elementos sencillos, funcionales y útiles.

  • Armario: recurso imprescindible para guardar la ropa del bebé. Escoger uno que sea amplio y que siga la estética de la habitación.
  • Cómoda: mueble que se hace necesario para soportar decoración u otros recursos y poder almacenar cosas en su interior.
  • La cuna
  • Estantería: puede ser colgada de la pared o de altura y apoyada en el suelo.

La decoración

Evidentemente, la decoración para una habitación de tu bebé puede ser muy variada y existen múltiples posibilidades. La temática sobre la que debemos trabajar debe ser infantil. Sobre todo debemos tener en cuenta qué tipo de estilo queremos conseguir y hacia dónde debemos dirigir el contenido.

En este caso, no nos resultará difícil encontrar peluches o juguetes decorativos que decoren alguna estantería o una cómoda. Suele combinar perfectamente con el conjunto.

Recursos para decorar las paredes:

  • Guirnaldas de luces o simplemente decorativas.
  • Cuadros con bordados de punto de cruz con temática infantil.
  • Doseles de tela que aporten un contenido mágico a la habitación.
  • Papel pintado o vinilo con una temática determinada: nubes, estrellas, formas geométricas, naturaleza, animales, etc.

A su vez, puede venir muy bien tener una percha en la habitación para la ropa o abrigos. Convierte este elemento en otro motivo decorativo que acompañe a la decoración del lugar.

Suelo y ventana: comodidad

Lo que más nos puede interesar para la habitación del bebé es que el suelo sea confortable y caliente. Por otro lado, que posea luz natural y evitemos, así, utilizar la luz artificial.

Con respecto al suelo, si podemos aplicar parqué o tarima de madera, será buena elección, ya que conserva muy bien el calor y para poder caminar resulta mejor que no losas frío y duras. Para que el suelo sea aún más cómodo, podemos colocar una alfombra sobre la cual también se puede jugar.

En cuanto a la ventana, es muy importante que la habitación tenga luz natural, sobre todo si está orientada de tal manera que tenga bastantes horas de luz directa del sol.

Si queremos regular la intensidad lumínica, nada mejor como unas cortinas que pueden ser de color o incluso con estampados de temática infantil.

Haz para tu bebé una habitación funcional, divertida y mágica. Todos los aspectos vistos en el artículo son importantes; por eso, no dejes de lado ningún consejo, porque en realidad tu bebé se merece una habitación de ensueño.